sábado, 27 de mayo de 2017

Dictadura colonial represiva y sangrienta de Francia en Argelia
Danilo Antón

Uno de los episodios históricos contemporáneos de conquista y colonización forzada más violatoria de los derechos humanos fue la que llevó a cabo Francia en Argelia.
La conquista de Argelia por el imperialismo francés comenzó en 1827 y terminó 135 años más tarde, cuando se constituyó la República de Argelia en 1962 y las fuerzas armadas y los colonos franceses debieron retirarse del país.
La excusa para el comienzo de la agresión fue Un incidente del Dey Hussein de Argel con el cónsul de Francia en 1827. Con motivo de este incidente Francia impuso un bloqueo estricto al puerto de Argel. Tres años más tarde, en pleno declive de la monarquía francesa, se buscó recuperar el prestigio del rey Carlos X tomando la ciudad de Argel, cosa que habría de ocurrir en 1830. Al caer la dinastía borbónica, en ese mismo año, el nuevo gobierno francés decidió continuar la ocupación e inició una invasión a gran escala anexando gran parte de la franja costera argelina en 1834. En las tierras ocupadas las autoridades francesas tomaron posesión y redistribuyeron las tierras utilizadas por tribus, fundaciones religiosas y aldeas. 

A partir de ese momento se produjo una gran afluencia de europeos, principalmente campesinos o trabajadores urbanos de las regiones del sur de Francia, Italia y España. Las autoridades francesas tomaron posesión y redistribuyeron las tierras utilizadas por tribus, fundaciones religiosas y aldeas entre los nuevos inmigrantes. 
Durante la conquista, las tropas francesas saquearon, violaron, profanaron mezquitas y cementerios y masacraron pueblos enteros, dando la pauta de lo que habrían de ser los 135 años de dominación francesa.
La conquista se completó con la supresión de las repúblicas beréberes independientes de Kabylia en 1857.
Argelia fue declarada parte integrante del territorio francés y los ciudadanos franceses en Argelia (habitualmente llamados pieds noirs) pudieron elegir diputados a la Asamblea en París mientras que los argelinos permanecieron como ciudadanos de segunda clase sin derechos políticos y restringidos en sus libertades individuales.
El autoritarismo discriminatorio de los sucesivos gobiernos franceses continuó durante el resto del siglo XiX y primeros seis décadas del siglo XX.
Los argelinos se rebelaron en múltiples ocasiones. Había razones muy válidas: sus bienes habían sido confiscados y otorgados a los colonos franceses, no tenían derechos políticos, sus derechos religiosos estaban limitados y su situación económica empobrecida y sin perspectivas futuras.
Con el tiempo el estrato privilegiado de los pieds noirs se fue asentando. Llegaron a haber más de 1.5 millones de colonos frente a una población total de unos 10 millones.
Frente a esta situación la rebelión fue creciendo y en la década de 1950 se transformó en una verdadera guerra.
Los revolucionarios nacionalistas estaban organizados en el Frente de Liberación Nacional que llevaba a cabo sistemáticas acciones de resistencia armada, especialmente de guerrilla urbana, contra el dominio francés.
La guerra se volvió cruenta y las autoridades francesas fueron perdiendo el control de la situación hasta que la rebelión comenzó a sacudir los cimientos de la débil e inestable Cuarta República Francesa (1946-58). La represión contra la población argelina fue brutal. Razzias indiscriminadas, miles de arrestos, torturas y ejecuciones fueron los métodos utilizados. Si bien muchos líderes del FLN fueron muertos o arrestados, el dominio francés se desacreditó a nivel local e internacional y forzó a Francia a cambiar su política.
La situación crítica llevó al establecimiento de una nueva república (Quinta República) con Charles de Gaulle como Presidente. Tras grandes manifestaciones en Argel y varias ciudades importantes a favor de la independencia desde finales de 1960 y una resolución de las Naciones Unidas que reconocía el derecho a la independencia, llevaron al presidente De Gaulle a abrirr negociaciones con el FLN. Estas concluyeron con la firma de los Acuerdos de Évian en marzo de 1962. Se celebró un referéndum y el electorado francés aprobó los Acuerdos de Évian con un 91% del electorado. Más tarde se realizó un segundo referéndum en Argelia propiamente dicha, donde triunfó la independencia con 99,72% de los votos.
Para los argelinos, en ese momento se terminó la pesadilla de la dominación colonial y empezarían nuevos desafíos.

viernes, 26 de mayo de 2017

La cruel colonización alemana en Namibia
Danilo Antón

Describimos los extremos de crueldad difíciles de creer que llevaron a cabo los colonizadores alemanes en Namibia durante sus 80 años de control del país.
Namibia, denominada así luego de la independencia en 1990, es un país del suroeste africano enfrentando las costas sudamericanas de Uruguay y del sur de Brasil del otro lado del oceáno Atlántico. Su territorio es árido y muy árido con baja densidad demográfica. La superficie es 824,000 km2 y posee poco más de 2 millones de habitantes
 Los principales grupos étnicos del país son los ovambos, que han controlado políticamente al país desde su independencia, los hereros, los san (bosquimanos), los himbas, los nama y los basters. Todos ellos conforman el 90% de la población. Se calcula que la minoría blanca suma aproximadamente el 6% del total, y los mestizos y mulatos el 4%
Tal como señalamos al principio, al igual que otras conquistas coloniales en Africa, la colonización alemana de Africa del Sudoeste fue extremadamente cruel. Los naturales de Namibia sufrieron un verdadero genocidio de parte de las autoridades germanas, fueron desplazados, obligados a modificar su religión y costumbres, esclavizados y ejecutados y en muchos casos sus restos fueron transportados a Alemania para su estudio y exposición en los museos.

Al dominio alemán sucedió el control político del territorio y sus recursos por el gobierno racista de Sudáfrica hasta que en 1990 el país obtuvo la independencia. De todas maneras elpermanece atado a intereses económicos de Sudáfrica, el Reino Unido, Holanda y otras potencias coloniales europeas.. .
Adjunto un video en donde se describen las prácticas inhumanas de los alemanes en Namibia en un período de más de 80 años. Ahora los habitante4s de Namibia quieren que les devuelvan los cráneos de sus antepasados que están en museos y universidades de Alemania.
De Aljazeera: "Namibia: Cráneos de mi Pueblo"
"La población tribal de Namibia afirma que entre 1904 y 1908 Alemania perpetró el primer genocidio del siglo XX en su país, la antigua colonia imperial alemana del Sudoeste de África. 
Después de que los colonos confiscaron sus tierras, el pueblo herero y nama se criaron y fueron asesinados por las tropas alemanas. Fueron fusilados, colgados de los árboles o forzados al desierto donde murieron de hambre. 
Los supervivientes fueron llevados a trabajar en campos de concentración donde muchos murieron. Mujeres y niñas fueron violadas. Unas 100.000 personas murieron, dejando sólo 15.000 sobrevivientes.
 Cientos de cráneos de herero y nama que murieron llevados a Alemania para experimentos raciales científicos por los colonos. Esta película es un testimonio de los descendientes de las víctimas Herero y su lucha en curso para recuperar su tierra, la compensación y el regreso de los cráneos de sus antepasados de Alemania."




domingo, 21 de mayo de 2017

¿Cambio Climático?
Comentario de indio007 en el sitio http://www.mitosyfraudes.org

En las últimas décadas hubo un aumento de temperaturas a nivel global, eso es innegable.
Cambio climático es una marca registrada por Naciones Unidas que se define como el aumento de temperatura por efecto invernadero radiativo debido fundamentalmente a la emisión de CO2. Pero teniendo en cuenta la figura 7.1 en el siguiente informe del IPCC se puede concluir que no cualquier calentamiento puede atribuirse a la emisión de CO2:
https://www.ipcc.ch/ipccrep...
Como es de suponer la concentración atmosférica de CO2 no es homogénea. Si bien la gran velocidad de la difusión gaseosa origina gradientes reducidos, la concentración es mayor donde más se emite. El siguiente artículo de la NASA muestra un mapa de concentraciones de CO2. Para sorpresa de los que pretenden culpar a los combustibles fósiles, donde más se hace uso de ellos la concentración es menor. 
https://science.nasa.gov/sc...
Otra cuestión es que mientras las emisiones fueron estables con una pequeña tendencia a disminuir, la concentración atmosférica continuó aumentando con la misma tendencia anterior. Un pequeño detalle que deja sin sustento los reclamos ambientalistas. 
Aún sobre la base de que la hipótesis del Cambio Climático tenga un porcentaje de verdad, la realidad está demostrando lo que los denominados escépticos siempre afirmaron: La concentración atmosférica de CO2 responde a equilibrios fisicoquímicos y biológicos y no a las emisiones relacionadas a la energía
http://www.thegwpf.com/glob...
La explicación del por qué las emisiones por quema de combustibles fósiles no “pesan” se encuentra en la relatividad frente a la emisión natural. 
https://www.eia.gov/oiaf/16...
(Compruebo que la Energy Information Administration hizo desaparecer el artículo del enlace que hace unos días funcionaba - casualmente luego que lo enlace en otro artículo.
Mostraba que la emisión humana de CO2 es de aprox, 2% frente a la natural)

Acerca de los niveles actuales de CO2 en la atmósfera

.

"400 ppm de CO2 es un valor como cualquier otro y es la primera vez en alcanzarse desde que se hacen las mediciones en Mauna Loa con métodos instrumentales, pero de ninguna manera en la historia de la humanidad y del planeta o en otros lugares.
Las afirmaciones sobre que los niveles de CO2 siempre fueron menores se basan en análisis de aire atrapado en hielos, desechando los análisis directos por métodos químicos con el argumento de que no son confiables.
Sin embargo, y adicionando un poco de ciencia, en el hielo siempre hay agua líquida en la que se disuelven los gases y, por otra parte, el CO2 a baja temperatura y altas presiones (hielo profundo) forma compuestos denominados clatratos. Estas dos cuestiones han originado grandes cuestionamientos a los valores de CO2 preindustriales en los que se basa la ciencia calentóloga que lógicamente hace oídos sordos.
Los análisis por métodos químicos lejos de no ser confiables pueden no ser precisos, pero además de ser “palpables” tienen la suficiente exactitud como para poder aseverar que 400 ppm no es un valor inédito. Los aficionados que no entienden este último concepto científico pueden buscar en Google: Precisión y exactitud."

sábado, 20 de mayo de 2017

El mundo rural uruguayo ha cambiado

D.Antón


Durante la mayor parte del siglo XX, los trabajadores rurales del Uruguay, constituidos por trabajadores agrícolas del arroz, de la caña de azúcar, peones de tambo y de estancias ganaderas, puesteros, capataces, y otros trabajadores análogos, representaban uno de los sectores del país más deprimidos económicamente. A pesar de ser puntales de la economía sus remuneraciones eran muy bajas con escasos beneficios salariales. A menudo las compensaciones mensuales no excedían los 150 o 200 dólares. En algunos sitios las condiciones de aislamiento obligaban a permanecer largo tiempo lejos de sus casas, sin acceso a servicios esenciales, en gran medida dependiendo de la buena voluntad de sus patrones.  Las familias de los trabajadores rurales a menudo debían vivir en rancheríos marginales, encerrados entre los grandes latifundios, con viviendas de construcción precaria, ranchos de paja y terrón,  de palo a pique o de lata, con mínimas comodidades hogareñas. El acceso a la educación y a la salud, era también muy limitado.

En el año 2017 las cosas han cambiado. Y cambiado para mejor.
Hoy los rancheríos rurales prácticamente han desaparecido. En gran parte del interior rural, se han construido proyectos MEVIR que han permitido acceder a  viviendas con comodidades básicas a bajo costo. La existencia de miles de casas de ese tipo se ha extendido a la mayor parte de los pueblos y localidades del interior remoto.
Por otra parte, a partir del año 2013 se establecieron los consejos de salarios para los trabajadores rurales, con niveles salariales similares a los de muchos trabajadores urbanos.

Otro factor que influyó en el mejoramiento fue la mayor facilidad  de las telecomunicaciones, en particular el acceso a telefonía celular, a televisión por cable e internet. El Plan Ceibal colaboré creando redes informáticas proveyendo a los escolares, docentes, y más tarde a los liceales de computadores personales.
También el transporte ha sido facilitado por el bajo precio de vehículos económicos, especialmente  motocicletas, que permite rápidos viajes regulares a sus casas, o a los pueblos y ciudades cercanas.
Es cierto que la población rural ha disminuido demográficamente, pero también se puede afirmar que muchos trabajadores rurales hoy viven en barrios urbanos y se desplazan desde sus casas a los trabajos en las chacras y estancias con mucha frecuencia, tal vzz semanal o diaria.

Todavía hay carencias a nivel de transportes interdepartamentales y locales, acceso a la salud y a la educación limitados, en especial a nivel terciario.
Quedan muchos problemas por resolver, pero la situación en el campo uruguayo ha mejorado sustancialmente. Tal vez unos de las mayores limitaciones que existe están dadas por una cultura centralizada y burocrática, tanto a nivel nacional como departamental, que ignora la existencia de decenas de miles de compatriotas que con su trabajo sostienen una parte importante del país.
Recién en la última década se establecieron autoridades municipales electivas en muchas poblaciones del territorio. Los estudios universitarios son de difícil acceso por la concentración excesiva en la capital y en mucho menor grado en algunas pocas capitales departamentales.  Es difícil, si no imposible, para  las familias de trabajadores rurales, enviar y sostener sus hijos en la ciudad, particularmente en Montevideo, por el elevado costo de vida que hay en ella.



El cambio cultural se irá dando a medida que los uruguayos, renuncien al centralismo burocrático y pernicioso y sepan reconocer los derechos de todos los habitantes del país, aún aquellos que viven en localidades más lejanas o de difícil acceso.  
 .







viernes, 19 de mayo de 2017

Acerca de la explotación posible de los hidratos de metano de los fondos marinos

La noticia
China ha extraído por primera vez el gas de una sustancia similar al hielo bajo el mar de China meridional considerado clave para el suministro de energía global futuro.
Las autoridades chinas han descrito el éxito como un gran avance.
Los hidratos de metano, también llamados "hielo inflamable", contienen grandes reservas de gas natural.

Datos básicos sobre los hidratos de metano.
Los hidratos de metano (clatratos de metano) son extremadamente abundantes en los fondos marinos. Cada litro sólido del hidrato contiene 168 litros de metano  a la presión atmosférica.
La composición nominal de hidrato de clatrato de metano es (CH4) 4 (H2O) 23, o sea una mol de metano por cada 5,75 moles de agua, lo que corresponde a 13,4% de metano en masaln. La composición real depende de cuántas moléculas de metano  caben en las estructuras de la red de agua. La densidad más frecuente es de alrededor de 0,9 g / cm3, por esa razón el hidrato de metano flotará a la superficie del mar salvo que esté consolidado en una trama sedimentaria que le impida ascender.
Por lo tanto, un litro de clatrato de metano completamente saturado contendría aproximadamente 120 gramos de metano (o alrededor de 169 litros de gas metano a 0 ° C y 1 atm).




Naturalmente los hidratos de metano ocurren en depósitos oceánicos sobre la plataforma continental. También pueden ocurrir en los paquetes sedimentarios profundos o cerca de la interfaz sedimento-agua. Pueden estar coronando surgencias de metano gaseoso. De acuerdo a la teoría abiótica, la emanación de metano desde las profundidades es común en los fondos oceánicos y por tanto las cantidades de hidratos de metano pueden ser muy grandes. También hay quienes sostienen que se forman por acción de organismos que viven o se depositan en el fondo marino (teoría biótica). En lo personal creo que cada vez hay más evidencias del origen profundo del metano y de los hidrocarburos que de él se derivan. Estos depósitos están situados dentro de una zona de profundidad media de unos 300-500 m de espesor en los sedimentos donde coexisten con el metano disuelto en las aguas dulces de los poros de los sedimentos. Por encima de esta zona, el metano sólo está presente en su forma disuelta en concentraciones que disminuyen hacia la superficie del sedimento. Debajo de él, el metano es gaseoso. En el caso de Blake Ridge en la plataforma continental del océano del Atlántico, la zona de estabilidad del hidrato de metano comenzó a 190 m de profundidad y continuó a 450 m, donde alcanzó el equilibrio con la fase gaseosa. Las mediciones indicaron que el metano ocupaba entre el 0 y el 9% del volumen en la zona de estabilidad antes señalada y 12% en la zona gaseosa
Los volúmenes existentes de hidratos de metano a nivel global se calculan en varios kilómetros cúbicos (hay estimaciones variables pero probablemente sea más (o mucho más) de 5 km3 (5,000 millones de m3). De acuerdo a estas consideraciones los hidratos de metano podrían representar una importante fuente de energía en caso que fueran explotados y de ahí la importancia que se atribuye a este avance tecnológico de la República Popular China.
Danilo Antón

lunes, 15 de mayo de 2017

Palestina, un pueblo sin hogar

Danilo Antón  

Es el 69 aniversario de la "naqba", la "catástrofe", ocurrida en 1948, año en que los palestinos perdieron su país y pasaron a ser una población dependiente y discriminada. 

Un pueblo sin hogar, consecuencia de los acuerdos geopolíticos de las principales potencias occidentales durante la posguerra, y del apoyo masivo tanto económico como militar de los EEUU. De estos acuerdos, surgió al estado de Israel que se instaló en Palestina desplazando al pueblo que lo ocupaba desde hacía decenas de generaciones. La "catástrofe" todavía continúa ante la indiferencia internacional.

Un poco de historia demográfica de Palestina

En 1922 la población de Palestina era predominantemente árabe. Se estima que Palestina estaba poblada por unos 750,000 habitantes. Aproximadamente un 88 % eran árabes, de los cuales 10% eran cristianos y 78% musulmanes. La comunidad judía estaba integrada solamente por 12 %.

En 1931 la población había crecido a 1 millón de habitantes. De ellos los árabes eran 85%, (musulmanes 76 %, cristianos 9%) y la comunidad judía había aumentado a un 17%.
Inmediatamente después de la Segunda Guerra Mundial, previa a la primera guerra judío-árabe, en Palestina y a la instalación del estado de Israel, la población de Palestina ascendía a 2 millones de habitantes de los cuales 60% eran musulmanes, 7% cristianos y 30% judíos.
Luego de varios décadas de enfrentamientos entre árabes e israelíes, todo el territorio de Palestina pasó a estar controlado directa o indirectamente por el estado Israelí. 

En la actualidad la población total bajo dominio israelí es de más de 11 millones. En territorio israelí propiamente dicho viven 6,400,000 judíos y 1,800,000 árabes. En la Banda Occidental del Jordán habitan 2,800,000 árabes y 370,000 colonos judíos. En Gaza hay 1,850,000 personas, prácticamente todos árabes. En total en el conglomerado tutelado por Israel hay unos 6,800,000 judíos (incluyendo los colonos en la Banda Occidental) y 6,450,000 árabes.
Además la ocupación israelí de Palestina generó campos de refugiados y comunidades palestinas dando lugar a una diáspora palestina de más de 5 millones en campos de refugiados en los países vecinos a Palestina, y en colonias de palestinos en el resto del mundo.
En total, los palestinos son unos 12 millones. De ellos, algo más de la mitad todavía están en el territorio de la antigua Palestina hoy ocupado o controlado por Israel.

El futuro

Para el Estado de Israel no será fácil culminar la tarea de eliminar completamente la población árabe de la antigua Palestina, incluyendo el territorio oficialmente gobernado por Israel.
Más de 6 millones de palestinos viven un vida cotidiana de controles, restricciones, discriminación, explotación económica, y cuando es necesario represión, prisión y muerte.
El pueblo palestino perdió la mayor parte de las tierras tradicionales y está en camino de perder las restantes.
Pero este proceso no parece sostenible. Puede ocurrir que el Estado de Israel y quienes lo apoyan en los EEUU, Europa y otras partes del mundo, no puedan evitar que esta situación de apartheid descarado puede continuar demasiado tiempo.
Una parte importante de las comunidades judías de Israel y otras partes del mundo, que conservan las memorias del apartheid nazi, están comenzando a reconocer que esta situación es inaceptable.
Seguramente la principal vulnerabilidad del Estado de Israel no es ni militar ni económica, sino de carácter ético, que tarde o temprano se va a expresar en los desarrollos políticos del futuro.   
D.A.


sábado, 13 de mayo de 2017

Expansión y formación de la corteza terrestre

Danilo Antón

De acuerdo a la teoría de Vicente Sánchez Cela, la composición mineralógica inicial del planeta estaba constituida sobre todo por minerales densos. Estos minerales estaban originalmente en una fase relativamente inestable. Esa inestabilidad se expresaba con mayor intensidad en las capas externas del planeta sometidas a menores presiones y temperaturas que los niveles profundos.
Fue allí, en estas capas cercanas a la superficie que probablemente comenzó a producirse una variación a nivel de las estructuras cristalinas de los minerales silicatados pasando de las fases densas (coesita, stishovita, K-holandita, Na-holandita, perovstkita sillicatada, psot-perovskita, etc) a fases menos densas (cuarzo, feldespatos potásicos, sódicos, cálcicos, olivinos, piroxenos). Estos cambios implicaron un aumento de volumen debido a la disminución de la densidad, provocando una expansión en las masas rocosas superficiales1.
Debido a la dilatación del manto superior se fue generando una zona superficial expandida de menor densidad. Corresponde al elemento estructural que llamamos “corteza”. En ese sentido se puede definir la corteza terrestre como la porción del manto donde disminuyó la densidad debido a los cambios de fase de los minerales.
Estos procesos de transformación mineral con disminución de la densidad fueron aumentando el volumen del planeta dando lugar al hinchamiento preferente de ciertas zonas. Estos sitios serían probablemente las regiones donde se establecerían los escudos antiguos que geológicamente habrían de constituir las bases de los continentes.
El aumento de volumen que llevó a la expansión del planeta dio lugar a que nuevas masas magmáticas del manto superior se incorporaran a la corteza y provocaran presiones ascendentes que se expresaron a través de incipientes fracturas que más tarde darían lugar a las dorsales oceánicas.
Origen de los fondos oceánicos
De acuerdo a la teoría de las placas tectónicas los fondos oceánicos se habrían formado a partir de materiales expulsados en las fracturas “dorsales” que fueron creando una capa rocosa (basáltica) de menor espesor concomitantemente con el alejamiento de los bloques de corteza originales (masas continentales).
En la teoría de las placas tectónicas el diámetro del planeta no experimentó variaciones y por lo tanto concomitantemente con esa formación de los nuevos fondos marinos basálticos con separación de los continentes se habría producido la “subducción” de las placas oceánicas más densas por debajo de las capas continentales menos densas. De acuerdo a esta hipótesis las placas se renovarían en las zonas divergentes y se sobrepondrían unas a otras en las zonas de convergencia.
Sin embargo, este enfoque no es compartido por muchos autores (entre ellos S.W.Carey
y J. Maxlow) que sostienen que el volumen de La Tierra ha aumentado durante el curso de los tiempos geológicos y que por lo tanto no es necesario recurrir a procesos de subducción (de unas placas por debajo de otras) para explicar la evolución de la corteza planetaria.
De acuerdo a estos autores la expansión planetaria terrestre llevó a la generación gradual de cortezas oceánicas separándose las placas continentales hasta llegar a la situación actual. Estos procesos están ilustrados por las formas de los continentes que, eliminando los océanos, coinciden como un gigantesco puzzle planetario.
Como testimonio dinámico de lo anterior, en los océanos, que comenzaron a crearse en esa misma época, se pueden observar en la actualidad un sistema de fracturas/ dorsales con extrusiones volcánicas que vertebran las cuencas oceánicas. Una de dichas dorsales se extiende de norte a sur en el océano Atlántico central a una distancia análoga de las costas africanas y sudamericanas. Otra dorsal con características similares se encuentra en el océano Pacífico central, también extendiéndose en el sentido de los meridianos.
Debido a estas sucesivas efusiones volcánicas, en los fondos oceánicos las edades de las rocas se presentan en franjas simétricas a ambos lados de las dorsales (las formaciones más modernas en proximidad de las dorsales y las más antiguas más en posiciones más alejadas).

Este proceso, que generó los océanos y dio lugar a la separación de los continentes, parece haberse iniciado (por lo menos) hace unos 200 millones de años (que es la edad de los basaltos oceánicos más antiguos) y continúa en la actualidad.
De acuerdo a Sánchez Cela esta fusión de las masas rocosas del manto superior (nueva corteza) que generó las erupciones basálticas en las dorsales oceánicas se produjo debido al calor generado por la conversión exotérmica de minerales de mayor densidad a minerales de menor densidad.
Siempre de acuerdo a dicho autor, los materiales graníticos fundidos en ascenso «digieren» los sedimentos oceánicos constituidos por calizas y margas (ricas en CaCO3 y MgCO3) y diversos porcentajes de arcillas) dando lugar a los basaltos (que en cierto modo pueden ser definidos como granitos enriquecidos en calcio, hierro y magnesio) .
Hay que notar que la principal diferencia (aunque no la única) entre basaltos (oceánicos) y granitos en sentido amplio (rocas continentales) está señalada por la mayor cantidad de calcio, magnesio y hierro y consecuentemente menor cantidad de sílice de los primeros.
Cuando no se incorporan sedimentos calcáreos a las masas fundidas que ascienden a través de las fracturas no hay erupciones basálticas sino intrusiones de granitos, granodioritas y sienitas en profundidad y efusiones riolíticas, dacíticas y traquíticas en la superficie.
Lo anterior ocurre porque en el granito predominan los feldespatos potásico- sódicos (Si3 AlO8K y Si3AlO8Na) ricos en sílice, mientras que en los basaltos predominan los feldespatos cálcicos relativamente pobres en sílice (Si2 Al2O8Ca).
Como señalábamos antes el aumento de volumen a nivel del manto superior y de la corteza inferior dio lugar a un incremento del volumen terrestre.
Además de los cambios de fases a nivel del manto, esta expansión volumétrica terrestre pudo haberse intensificado por el aporte continuo de material extraplanetario: micrometeoritos y polvo interplanetario/interestelar, meteoritos, asteroides, cometas y varias partículas de origen cósmico. Estos incorporaciones de material extraterrestre seguramente contribuyeron (y contribuyen) a aumentar la masa del planeta y alimentar la tendencia expansiva.
Si bien se considera que estos aportes son de menor magnitud, no es excluyente la hipótesis de puedan haber sido mucho mayores en otros tiempos geológicos. Incluso, debido a uno o más impactos (p.ej. de asteroides o cometas) hipotéticos pero posibles, es probable que se hayan desencadenado los procesos de disyunción continental antes mencionados.
Esta interpretación que desarrollamos en párrafos anteriores tiene en cuenta los aportes fundamentales de V.Sánchez Cela y se complementa con las teorías de expansión planetaria de W.H. Carey y J. Maxlow (ver a continuación).
La teoría de la tectónica de placas
La teoría de evolución planetaria generalmente aceptada es la teoría de la tectónica de placas. En ella se sostiene que la corteza terrestre está dividida en placas tectónicas rígidas (algo más que una decena de ellas) que se mueven horizontalmente. Estas placas descansarían sobre una capa de roca caliente y plástica (astenosfera) que fluiría lentamente impulsando su movimiento horizontal. En sus bordes divergentes las placas se separan dando lugar a la formación de nueva corteza por ascenso de magma desde el manto superior. Esta nueva corteza tiene composición basáltica, es más delgada y más densa que la corteza continental dando lugar la formación de fondos oceánicos.
De acuerdo a esta teoría en los lugares en que dos placas convergen puede suceder que una de ellas sea de tipo oceánico y la otra de carácter continental. En esos casos la placa oceánica (más densa) subduce por debajo de la placa continental. Si la convergencia se da entre placas continentales se produce un “choque” de placas con orogénesis generalizada en la zona de contacto (bordes).
Se supone que la causa interna que produciría el movimiento de las placas y la generación de nueva corteza sería el flujo convectivo (ascendente) de las masas rocosas del manto y corteza profunda que a su vez es generado por la evacuación del calor interno terrestre.
Estos flujos ascendentes gradualmente se transformarían en horizontales al llegar cerca de la superficie dando lugar a un movimiento lateral de las placas como señalábamos anteriormente.
Algunos problemas han sido señalados por los críticos de esta teoría. Uno de ellos es la difícil explicación del proceso de convección de materiales rocosos sólidos en el interior del manto y muy especialmente la subducción de unas placas por debajo de otras.
Algunos autores, como S.W. Carey, J. Maxlow y V. Sánchez Cela, consideran imposible desde el punto de vista físico la ocurrencia de tales procesos.
Para S.W. Carey y J.Maxlow no existe subducción. La generación de nuevos fondos oceánicos da lugar a la expansión planetaria (aumento de volumen de La Tierra). Para V.Sánchez Cela no hay convección sino cambio de fases minerales en las capas superiores mantélicas que al principio dan lugar a la formación de corteza granítica y luego al “hinchamiento” por continuado incremento del volumen. También este autor pone en duda los movimientos de deriva continental.


miércoles, 10 de mayo de 2017

La Llorona

La cultura latinoamericana tiene una extraordinaria variedad y riqueza. No necesita incorporar elementos para comunicar los sentimientos y las emociones. El esnobismo y la novelería dieron lugar a una continua importación de componentes culturales norteamericanos, a menudo anglófonos (“gringos”), que pueden tener también gran valor artístico pero no deben sustituir los nuestros como frecuentemente lo hacen. 
Quien mejor sabe expresar estas verdades es Lila Downs. De madre mixteca oaxaqueña (México) y padre estadounidense de Minnesota. Nació en Oaxaca, México. Pasó parte de su adolescencia en los EEUU, donde además obtuvo su título de antropóloga en la Universidad de Minnesota y aprendió canto. Es la persona indicada para comprender el valor de las dos culturas, la indo- latinoamericana y la estadounidense. 
Desde entonces se ha consagrado como una de las mejores artistas latinoamericanas para la difusión de la música de México y del continente defendiendo las causas indígenas sin pausa. A los 48 años continúa siendo uno de los mayores orgullos de nuestros pueblos latinoamericanos.orgullos de nuestros pueblos latinoamericanos.
Comparto con mis amigos una de sus obras maestras: “La llorona”, canción mexicana con raíces indígenas. La “llorona” es un personaje tradicional que relata el drama de las mujeres en las culturas originarias avasalladas y pisoteadas por la conquista. La llorona es la Xonaxi Quececulla de los zapotecos, la Cihuacoatl de los nahuas, la Xtabay de los mayas lacandones y Aucanijme entre los purépechas.
D,A,
https://www.youtube.com/watch?v=oVUmQZdLAfQ
Hace 4,500 millones de años

Danilo Antón


Todo comenzó hace unos 4,500 millones de años en el sistema solar en formación. Un gran número de cuerpos sólidos y masas gaseosas derivaban en los campos gravitacionales del sol y materias subordinadas. Con el transcurrir de algunos millones de años se fue produciendo la agregación y compactación de estos cuerpos y masas gaseosas (asteroides, cometas y meteoritos, comúnmente denominados “planetesimales”) dando lugar a varios proto-planetas, uno de los cuales es el que hoy llamamos “La Tierra”.

En ese período, los diversos cuerpos impactantes e impactados, sufrieron cambios mineralógicos de sus componentes debido a su historia previa y las condiciones físicas en que se produjo la agregación y los impactos. Estos cambios tendieron a dar lugar a la formación de estructuras cristalinas compactas formando minerales densos o “impactitas”. En ello influyó la composición inicial, predominantemente silicatada, y la fuerza de los impactos. En los primeros millones de años estas estructuras cristalinas se mantuvieron relativamente estables debido a la presión creciente de la masa planetaria en formación.

Los minerales que se formaron originalmente (silicatados densos)
Los principales minerales que integraron este cortejo proto-planetario fueron de tipo silicatado denso. Se conocen varias especies cristalinas que probablemente formaron parte de la composición original del planeta. De lo anterior se puede deducir que en todo el manto y en la corteza predominarían los minerales silicatados.
Entre los minerales silicatados de alta densidad identificados se destacan las siguientes:
  • Coesita: SiO2, mineral con simetría monoclínica, densidad: 2.92 (la densidad del cuarzo de igual composición es de 2.65).
  • Stishovita: SiO2, mineral con simetría tetragonal, densidad: 4.35 (muy superior a la densidad del cuarzo de igual composición: 2.65).
  • K-Na Holandita: (K,Na) AlSi3O8, minerales con simetría monoclínica, prismáticos, densidad aproximada: 4.5 (muy superior a la densidad del feldespato Na –Albita (2.61) y a la del feldespato K – Ortosa (2.56).
    • Perovskita silicatada: es una fase estable de la perovskita. Se trata de un mineral de alta densidad compuesto por silicatos de magnesio y hierro (Mg,Fe) SiO3 y silicatos de calcio (CaSiO3). Densidad aproximada: 4.0.
    • Post-perovskita (es una fase de alta presión del silicato de magnesio: MgSiO3; pPv). Densidad aproximada: 4.0.
    A continuación se presentan imágenes gráficas de la coesita, stishovita, K- y Na- holandita y perovskita:
    Otra fuente de información que aporta para el conocimiento de la probable composición mineralógica del planeta en sus orígenes lo proporcionan los meteoritos, en particular los más comunes, llamados L-Condritas que incluyen varios minerales silicatados entre los cuales los principales, en orden de abundancia, son los siguientes:
    1. Olivino: (Mg, Fe)2SiO4 Densidad: 3.27-3.37
    2. Hipersteno (Mg,Fe) SiO3 Densidad: 3.3-3.9
    3. Troilita FeS Densidad 4.67-4.79
    4. Cromita  FeCr2O4 Densidad: 4.5-4.8
    5. Feldespato sódico: NaSi3AlO8 Densidad; 2.61
    6. Fosfato cálcico: Ca(H2PO4) 2 Densidad: 2.2 aprox.
    Esta composición condrítica da una idea aproximada del manto terrestre original reafirmando la noción del predominio de los minerales silicatados con contenidos abundantes de hierro y magnesio. En menor grado se encuentran los sulfuros y óxidos, los alumino-silicatos sódicos y los fosfatos cálcicos.                                                                                                                                    
    Expansión y formación de la corteza
    La composición mineralógica inicial constituida sobre todo por minerales densos era relativamente inestable. Esa inestabilidad se expresaba con mayor intensidad en las capas externas del planeta sometidas a menores presiones y temperaturas que los niveles profundos.
    Fue allí, en estas capas cercanas a la superficie que probablemente comenzó a producirse una variación a nivel de las estructuras cristalinas de los minerales silicatados pasando de las fases densas (coesita, stishovita, K-holandita, Na-holandita, perovstkita sillicatada, psot-perovskita, etc) a fases menos densas (cuarzo, feldespatos potásicos, sódicos, cálcicos, olivinos, piroxenos). Estos cambios implicaron un aumento de volumen debido a la disminución de la densidad, provocando una expansión en las masas rocosas superficiales1.
    Debido a la dilatación del manto superior se fue generando una zona superficial expandida de menor densidad. Corresponde al elemento estructural que llamamos “corteza”. En ese sentido se puede definir la corteza terrestre como la porción del manto donde disminuyó la densidad debido a los cambios de fase de los minerales.
    Estos procesos de transformación mineral con disminución de la densidad fueron aumentando el volumen del planeta dando lugar al hinchamiento preferente de ciertas zonas. Estos sitios serían probablemente las regiones donde se establecerían los escudos antiguos que geológicamente habrían de constituir las bases de los continentes.

                  1Esta interpretación se basa en las investigaciones de Vicente Sánchez Cela.,








martes, 9 de mayo de 2017

Paradigmas geológicos que se resisten a ser cambiados

Danilo Antón

El paradigma de la ciencia normal definido por Thomas S. Kuhn es el conjunto de teorías, reglas, procedimientos y conocimientos que impregnan una sociedad determinada en un momento concreto de su historia. En la actualidad se refiere al “modelo” científico adoptado en forma generalizada en la sociedad globalizada contemporánea.
El tema de la evolución planetaria, actualmente restringida a la generalmente acep
tada “teoría de la tectónica de placas”, con un planeta de volumen constante complementada con la hipótesis del origen biológico (“fósil”) del petróleo constituyen ámbitos paradigmáticos establecidos que se resisten a ser modificados a pesar de los numerosos datos que deberían inducir a su revisión radical y profunda.
En esta sociedad “globalizada” se supondría que la construcción científica oficial funcionaría a través de la acumulación de datos científicos que permitirían “avanzar” en el conocimiento, en particular lograr un mayor detalle en la aplicación concreta de los modelos científicos aceptados.
Desafortunadamente, no existe ningún método en este paradigma oficial (ni en ningún otro paradigma dominante) que permita descartar “todo el modelo” para poder aceptar otras teorías y aplicar otras reglas o procedimientos que terminen modificándolo radicalmente.
Por esa razón, en el campo de la geología planetaria, resulta muy difícil replantear la validez de muchos conceptos cuya vigencia está siendo desmentida cotidianamente por la realidad.
La dificultad de cambiar el paradigma oficial estriba en que esta modificación también altera las relaciones de poder.
A nivel político, quienes detentan «el poder paradigmático», son los mismos que controlan los mecanismos decisorios.
Desde el punto de vista económico ellos son los que se benefician de las decisiones que se toman basadas en los postulados aceptados oficialmente
En la esfera académica son las personas que defienden su prestigio y la seguridad económica que dan las posiciones profesionales o universitarias que ocupan y que eventualmente se verían amenazadas por un posible cambio de paradigma (Lovelock, 1988).
No tenemos dudas que tarde o temprano el cambio paradigmático se producirá. Cuando la masa crítica de investigadores y científicos y el apoyo de la opinión pública sea suficiente, cuando pasen las décadas y se disponga de nuevos datos confirmando la nueva visión acerca de la historia y dinámica de nuestro planeta, las estructuras del poder cederán y el nuevo paradigma basado en los datos de la realidad será aceptado oficialmente.
En ese momento se crearán las condiciones para replantear las estrategias políticas y económicas que permitan desarrollar y establecer un nuevo enfoque de las relaciones humanas con los recursos y ambientes del planeta.


La panspermia

Francis Crick obtuvo un Premio Nobel por ser co-descubridor de la estructura de la molécula de la vida, una larguísima y compleja doble hélice que fue denominada ácido desoxiribonucleico o ADN3 .
En su libro “La vida misma, su origen y naturaleza”, Crick argumentaba que la vida no pudo haber surgido de una sopa terrestre primitiva.
En primer lugar, porque la molécula de ADN no puede ensamblarse sola, requiere proteinas especiales para hacerlo. Y en segundo lugar, porque no parece posible que las proteinas puedan formarse por casualidad.
Todas las proteinas están hechas de tan sólo 20 aminoácidos específicos. Cada una de ellas contiene doscientos aminoácidos que son combinaciones variables de la veintena de compuestos antes mencionados.
De acuerdo a Crick, las probabilidades de que se formara una proteina cualquiera por azar son de apenas una en 10160, cantidad mucho mayor que TODOS los átomos del universo conocido (1080).
Es como si un remolino que agitase un depósito de chatarra, “casualmente” construyera un jet B-747 listo para volar…
Este autor concluye que la complejidad que existe en las estructuras celulares no puede ser debida al azar. Las moléculas iniciales de la vida debieron provenir del espacio.
Esta teoría que ha sido llamada “panspermia”, había sido propuesta por Svante Arrhenius a principios del siglo XX, y desarrollada por Fred Hoyle y Chandra Wickramasinghe durante las últimas décadas.
Piensan Hoyle y Wickramasinghe que la vida se habría originado en el momento de la formación de las galaxias, tal vez de la nuestra (“la Vía Láctea”) o del conjunto de las galaxias del universo conocido, y a partir de ese momento se habría difundido contenida y transportada en los pequeños cuerpos cometarios “sembrando” los planetas que tenían las condiciones apropiadas. La Tierra recibió sus primeras semillas devida hace casi 4,000 millones de años, evolucionando en diferentes direcciones de acuerdo a las condiciones de los ambientes encontrados. Según Wickramasinghe (1974), el polvo interestelar es esencialmente orgánico y existe vida de tipo bacteriano por doquier.
Estos organismos y materia orgánica estarían llegando a la atmósfera terrestre en forma regular, modificando y enriqueciendo el stock genético planetario.
Ello explicaría la presencia de compuestos orgánicos detectados al quemarse algunos meteoritos a 80 quilómetros de altura, y el reciente hallazgo de bacterias vivas a 16,000 de altitud8 .

Este último autor y Fred Hoyle interpretan como de origen orgánico la coloración rojiza de ciertos satélites planetarios cuya superficie está cubierta de hielo (p.ej. Europa, Calisto y Charon), y de otros astros ubicados en el llamado cinturón de Kuiper10 . De acuerdo a ambos astrónomos, el interior de estos planetoides (cuya temperatura exterior es inferior a –200° C), estaría “entibiado” por los procesos de desintegración radioactiva de sus minerales, permitiendo la existencia de agua líquida en su interior, y por ende, de procesos biológicos. Piensan estos autores que la vida puede sobrevivir la congelación profunda por mucho tiempo, tal vez decenas o cientos de millones de años.
Extraido de "Pueblos, Drogas y Serpientes", Danilo Antón, Piriguazu Ediciones

lunes, 8 de mayo de 2017

Los cultos griegos relacionados con el vegetal y las serpientes

Danilo Antón


La cultura griega también ha desarollado cultos y símbolos serpentinos que se basaron en el consumo de ciertas plantas. Todavía hoy, en la sociedad contemporánea, como símbolo de la medicina se usa habitualmente el báculo de Esculapio, un bastón rodeado de dos serpientes enroscadas.
El Dios griego Esculapio (Asclepius en griego, Aesculaius en latín, castellanizado Esculapio) fue un chaman o médico que vivió en Tesalia, Grecia, alrededor del año 1200 a.e.c.
Homero en la Ilíada lo menciona tan sólo como un médico habilidoso, luego fue honrado como héroe, y finalmente elevado a la categoría divina.
Con el tiempo pasó a ser la deidad griega de la medicina, adorada en cientos de templos. En la mitología que habría de desarrollarse en tiempos posteriores, era considerado hijo de Apolo (Dios de la Luz, de la Verdad y de la Profecía) y de la ninfa Coronis. El centauro Chiron le enseñó el arte de curar, pero Zeus, temeroso de que podría volver a los hombres inmortales lo golpeó con un rayo.
El culto comenzó en Tesalia pero luego se extendió a todos los pueblos helénicos.
El culto fue introducido en Roma por Sibylline para aliviar una peste en el año 293 a.e.c.
Esculapio era representado vestido con una túnica larga con el pecho descubierto. Tenía un báculo (bastón) con una serpiente enroscada que con eltiempo se habría de transformar en el símbolo de la medicina.
El símbolo caduceo con su báculo (palo) con alas y serpientes entrelazadas también aparece en la vara mágica de Hermes o Mercurio.
El caduceus o caduceo (en griego kerikeion) era un báculo, vara o bastón que mostraba que la persona que lo llevaba era sagrada y debía ser respetada.
Los cientos de templos griegos de Esculapio en Grecia eran utilizados por la gente enferma que iban a dormir para ser visitados en sueños por Esculapio o sus sacerdotes. Dormían en un lugar llamado abaton que era un dormitorio sagrado. Según se cree se usaban dietas, muy probablemente amapola (opio) y otras plantas curativas y ceremoniales, baños y ejercicios como método de curación. Es bueno recordar, por otra parte, que Hermes, el Mercurio de los romanos, era un Dios estrechamente conectado con las deidades de la vegetación (Pan y las ninfas), la deidad de los sueños a quien los fieles ofrecían la última libación antes de ir a dormir.
Demeter, la Diosa Madre, también conocida como Gaia, era la deidad de las plantas y la naturaleza. En las imágenes que se conservan de ella suele aparecer llevando amapolas, serpientes y cebada. Antes de estar dedicado a Apolo, el oráculo de Delfos, el centro religioso más importante de Grecia, había sido objeto del culto a Gaia y a su hija la Serpiente Sagrada. Luego, la Serpiente habría de ser masculinizada y transformada en un dragón-serpiente llamado Pitón. Las sacerdotisas del santuario, que por esa razón eran llamadas pitonisas, lograban la trascendencia a través de la ingestión de Plantas Sagradas, extractos de vinos y ambrosías, especialmente preparados para lograr la conexión cósmica con las esencias profundas. En particular, en sus trances entraban en comunicación con la Madre Tierra, y con la antigua serpiente celestial, como en los tiempos pre-helénicos de las sociedades matriarcales.
De "Pueblos, Drogas y Serpientes", Danilo Antón, Piriguazú Ediciones