sábado, 10 de noviembre de 2018


La vasta región amazónica de Brasil en peligro.

En el planeta hay aproximadamente 12 millones de kilómetros cuadrados de bosques tropicales. La tercera parte, o sea 4 millones de km2, están en territorio de Brasil.
Con motivo de la tala y las quemas, sobre todo para generar áreas de pastoreo para la explotación ganadera, para establecer zonas de cultivo, o para una colonización indiscriminada,  esta superficie ha venido disminuyendo a un ritmo de unos 15,000 a 20,000 km2 por año. Desde 1990 a 2006 la deforestación se mantuvo alrededor de 16,000 km2 con un máximo de 29,000 km2 en el año 1995.
En 2005, el área perdida fue de 18,8 mil km², lo que representó una caída de más del 30% en relación al año anterior. En 2006 fue registrada una caída aún más relevante, con 13,1 mil km². Entre 2005 y 2010 la tendencia continuó siendo de caída, reduciendo el 63% de sus pérdidas en todo el país. En 2012 el Inpe (Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales) a través de las imágenes satelitales anunció que la deforestación había disminuido considerablemente, en un año fueron deforestados 4.571 km². Esta tendencia se mantuvo por tres años más hasta fines del año 2015.
Esta disminución coincidió con el período en que en la presidencia del país estaban Luiz Inacio Lula da Silva primero (2003 a 2011) y Dilma Vana Rousseff después (2011 a 2016).
Hay que notar que desde el 2005 hasta el 2015, el Gobierno brasileño avanzó mucho en reducir y mantener a raya la deforestación amazónica. Estas reducciones fueron reconocidas por el movimiento ambientalista internacional. 
A partir del 2016 (cuando se inicia la presidencia de Michel Temer) la tendencia comenzó a revertirse.
Entre agosto de 2017 y mayo del 2018 la deforestación para toda la cuenca amazónica aumentó un 22 %, en comparación con el mismo periodo del año anterior. Tal vez lo que sea más importante es que la degradación forestal creció un 218 %. Luego de la degradación suele seguir la deforestación.
Se considera que con la asunción de Jair Bolsonaro a la presidencia de Brasil, apoyado por la oligarquía ganadera y agrícola, esta tendencia  va a aumentar considerablemente.
No hay que extrañarse que pueda llegarse a procesos de deforestación mucho mayores, del orden de 40,000 o 50,000 km2 por año. Si así fuera más de 500,000 km2 de bosques tropicales amazónicos podrían ser perdidos definitivamente con profundos efectos en la climatología regional y mundial.
Igualmente grave serán las consecuencias en las naciones indígenas que actualmente habitan los territorios que podrán ser deforestados, Probablemente, se trata de más de 30 naciones nativas con una población total del orden de 100,000 personas, cuyas vidas y culturas se verán crecientemente amenazadas. 
(continuará)



La hospitalidad mexicana: los compatriotas del Sur

Un niño migrante, que forma parte de una caravana de miles de personas que viajan desde América Central hacia Estados Unidos, camina por un campamento improvisado en la Ciudad de México 
Ciudad de México - Jairo Mauricio Ramírez no tuvo que despedirse en Honduras. Huérfano de 16 años, se unió a miles de migrantes y refugiados que se dirigían a Estados Unidos el mes pasado cuando llegaron a Ocotepeque, su ciudad natal.
Ramírez espera llegar a los Estados Unidos para encontrar trabajo y continuar su educación más allá del nivel de Grado 7 que pudo completar. Le gustaría ser médico o ingeniero.
"Siempre me gustó estudiar, pero no podía continuar", dijo Ramírez a Al Jazeera.
Cuando Ramírez tenía ocho años, su padre murió en un accidente. Cuando tenía 12 años, su madre murió de un ataque al corazón. Él no tiene hermanos.
Ramírez vivía con un tío, pero su tío salió de Honduras hace unos meses para emigrar a los Estados Unidos. Ramírez no ha tenido noticias de él desde entonces. Tuvo un trabajo en una ferretería local por un tiempo, pero fue despedido.
"No hay trabajo en estos días", dijo.
Cuando Al Jazeera habló con Ramírez, estaba esperando en fila una manta donada para mantenerse caliente durante las frías noches de la Ciudad de México. Él y varios miles de otros centroamericanos que huían de la violencia y la pobreza se alojaban en un estadio que se había transformado en un campamento de refugiados improvisado.
Administrado por el gobierno de la Ciudad de México y la comisión de derechos humanos de la ciudad, el campamento estuvo repleto de actividad durante toda la semana, mientras grupos grandes y pequeños ingresaban a la ciudad capital.
Los migrantes y refugiados descansaron en las gradas del estadio, en las grandes carpas del campo y en las áreas cubiertas de hierba fuera del estadio. Otros recibieron atención médica, observaron cómo sus payasos entretenían a sus hijos o esperaban en fila a buscar comida, ropa y mantas. Pequeños círculos de animación se formaron alrededor de improvisadas presentaciones de bailes y canciones aquí y allá en el complejo deportivo.
Se estima que 5,000 centroamericanos se quedaron en el estadio esta semana, y miles más están avanzando lentamente por el sur de México en caravanas posteriores de Honduras y El Salvador. Se están preparando preparativos para más caravanas. Guatemaltecos, nicaragüenses y otros latinoamericanos también se han unido a las diversas oleadas del éxodo en curso.
Ramírez logró atravesar los primeros 1.650 kilómetros a través de Guatemala y hasta la Ciudad de México. Como la mayoría de los miles de migrantes y refugiados, él quiere atravesar los próximos 2.700 kilómetros hasta la frontera de los Estados Unidos.
En una asamblea el jueves por la noche, los migrantes y los refugiados votaron para elegir una ruta hacia el cruce de la frontera de Tijuana. Está a más de 1,000 km más lejos que los puntos de entrada más cercanos a los EE. UU., Pero es una ruta más segura. Evita partes del noreste de México con altas tasas de homicidios y desapariciones forzadas, incluyendo la de migrantes y refugiados.
La asamblea eligió partir a las 5 am hora local (11:00 GMT) del viernes, pero los planes cambiaron de la noche a la mañana y la mayoría de los migrantes y refugiados en el estadio optaron por quedarse con la esperanza de obtener transporte en autobús a la frontera.
Sin embargo, muchas personas optaron por no esperar y cientos de personas se dirigieron a Querétaro el viernes por la mañana, en la ruta a Tijuana. Los miles restantes planean irse antes del amanecer del sábado, dijeron los voceros de las caravanas de migrantes y refugiados en una conferencia de prensa el viernes.
Por Sandra Cuffe
Adaptado de Aljazeera.com


Los Estados Unidos no son un país normal

Después de imponer sanciones agobiantes a Irán esta semana, el secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo, amenazó con que Irán "actúe como un país normal o vea que su economía se desmorone". Pero, ¿cómo actúa exactamente un país "normal"?
Dado que el “dictat” se emitió desde Washington DC, parece justo comenzar allí.
¿Es el propio Estados Unidos un país "normal"? ¿Qué hace que un país "normal" sea opuesto a uno "anormal"?
Si los Estados Unidos son de hecho un país "normal", hay mucho que podemos deducir de eso, incluyendo que una política exterior militarista y de acoso, que regularmente presenta bombardeos, invasiones y el patrocinio de operaciones de cambio de régimen en todo el mundo, es un comportamiento normal. .
Si esto es normal, ¿está sugiriendo Mike Pompeo que Irán debería comenzar a invadir a sus vecinos e idear golpes de Estado en el extranjero?
La ideología del "excepcionalismo estadounidense", la creencia de que Estados Unidos es inherentemente bueno y único entre las naciones, es tan generalizada en la sociedad y los medios de comunicación estadounidenses, que cualquier político que no se adhiera a ella se verá etiquetado como antiamericano o antipatriótico .
El excepcionalismo estadounidense también lo hace "normal", incluso celebrado, para que el gobierno de los Estados Unidos gaste más de $ 650 mil millones en el ejército cada año, más que los siguientes siete países juntos. El propio Pompeo es un estricto adherente a esta ideología, discutiendo recientemente la "rectitud esencial" de los Estados Unidos en los asuntos globales. Pero bueno, lo normal parece ser el militarismo imperialista exacerbadp.
EE. UU. emite regularmente avisos de viaje a los ciudadanos que viajan a otros países, les advierten sobre los índices de delincuencia, los casos de violencia política, etc.
Otros países deberían hacer lo mismo considerando que los EE.UU tienen los índices de muertes violentas más elevados del mundo.
Ha habido más de 300 tiroteos en masa en los Estados Unidos solo en 2018. Eso es casi un tiroteo masivo todos los días en lo que va del año (estamos en el día 3/11). Estos disparos se han vuelto tan "normales" que hay un sitio web que no hace más que rastrearlos a medida que ocurren.
Hubo 11,000 muertes relacionadas con armas de fuego en 2016 y las estadísticas muestran que los estadounidenses tienen el doble de probabilidades de morir a causa de la violencia con armas de fuego que de morir mientras viajan dentro de un automóvil, camión o camioneta, según el Centro Nacional de Estadísticas de Salud.
La policía en los Estados Unidos mató a tiros a 987 personas el año pasado. En contraste, la policía alemana mató a tiros a 14 personas en el mismo año. La población de Alemania es cuatro veces menor, pero si coincide con la de EE. UU., Solo 56 personas habrían muerto a este ritmo. En los EE. UU., Las estadísticas también muestran que los hombres negros reciben disparos a tasas desproporcionadamente altas en comparación con el resto de la población.
Danielle Ryan
Adaptado de rt.com

sábado, 27 de octubre de 2018

El gaucho es originario de la Banda Oriental

Si bien la palabra “gaucho” o “gauchesco” se ha utilizado en diferentes circunstancias con sentidos variados, con referencia tanto al poblador de las zonas rurales del sur de América, como a un tipo de cultura, en los primeros tiempos se utilizó para designar un tipo de habitante de las Sierras del Este de la Banda Oriental del Uruguay.
Durante la segunda mitad del siglo XVIII se llamó “gauchos” a las personas que habitaban las agrestes y mal llamadas “tierras de nadie” las fronteras entre los dominios español y portugués. Estas personas, familias y comunidades habitaban el extensísimo País Guenoa, área de praderas, montes serranos, bañados y arenales, que había quedado, afortunadamente para sus pobladores ancestrales, relativamente libre (aunque no totalmente ni mucho menos) de la codicia genocida de los imperios español y portugués
Los “gauchos” y sus antecesores los “gauderios” y “changadores” lograban subsistir, compartiendo con guenoas y otros pueblos nativos, los recursos naturales de la zona, y más especialmente, al abundante ganado cimarrón que se había reproducido ampliamente en las praderas de la Banda Oriental. Los rebaños les permitían abastecerse de los productos derivados como la carne, el cuero y el sebo, y además, burlando el control de las patrullas españolas, podían vender las tropas a los portugueses.
Originalmente se utilizaban las palabras vagabundos o bagamundos, changadores, forajidos, y más tardíamente, gauderíos, para este grupo social “cimarrón” de las praderas uruguayas y orientales,
La denominación “gaucho” recién se comienza a utilizar en forma habitual en las últimas décadas del siglo XVIII, denominando un cierto tipo rural independiente y rebelde, que no obedece ni acepta las rutinas sociales y de trabajo impuestas por las autoridades.
La palabra propiamente dicha aparece por primera vez en un documento escrito en 1771 refiriéndose a ciertos “malhechores” que se escondían en la Sierra a una cierta distancia de Maldonado, probablemente en la región serrana rochense, tal vez en la misma Sierra de los Rocha o sus adyacencias.
Se trata de una comunicación del Comandante de Maldonado, Don Pablo Carbonell a Vértiz, fechada el 23 de octubre de 1771 .
Dice así:
“Muy señor mío; haviendo noticia que algunos gahuchos se havian dejado ver a la Sierra mande a los tenientes de Milicias dn Jph Picolomini y dn Clemente Puebla, pasasen a dicha Sierra con una Partida de 34 hombres entre estos algunos soldados del Batallón a fin de hacer una descubierta en la expresada Sierra, por ver si podían encontrar a los malechores, y al mismo tiempo viesen si podía recoger algún ganado; y haviendo practicado…”
En ese mismo año una referencia similar de Santo Domingo de Soriano (31 de marzo de 1771) habla de “faeneros montaraces” para referirse a personajes parecidos sin utilizar la palabra gaucho. Esta denominación recién aparece tres años más tarde en un documento escrito referido a tres faeneros apresados en las Puntas del Bequeló (unos 40 km al sureste del sitio actual de la ciudad de Mercedes).
Si bien no sabemos exactamente la zona geográfica a que se refiere el informe de Maldonado a que nos referíamos anteriormente pensamos que la “Sierra” mencionada debería estar en algún lugar de las “Serranías del Este”, que se extienden por los departamentos actuales de Maldonado o Rocha. Como se trataba de contrabandistas, que buscaban guarecerse fuera del alcance de las autoridades imperiales en las zonas fronterizas y necesitaban paso libre hacia las tierras controladas por Portugal, es probable que sus refugios se encontraran en las zonas serranas más orientales, en la proximidad de las “angosturas” que permitían facilitar el pasaje hacia Brasil. Otra ruta utilizada para el contrabando de ganado se internaba a Brasil cerca de las puntas del Yaguarón (actual departamento de Cerro Largo). Más al sur el pasaje de ganado era más difícil por la presencia de la Laguna Merin y del río Yaguarón que constituían obstáculos para los arreos.
Fernando Assunçao en su clásico libro “El Gaucho” interpreta estos hechos en forma análoga. De acuerdo a este autor el proceso de formación del gaucho fue “un continuo devenir transformativo” y que en ese proceso se inclina en ubicar el nacimiento del gaucho en “tierras que hoy son nuestro país (Uruguay) y las zonas fronterizas más adyacentes de Río Grande do Sul”.
En particular, señala Assunçao que los antiguos vaqueros entrerrianos, los primitivos changadores y los gauderios que vió Concolocorvo (en la década de 1760) son diferentes a “los gauchos de las sierras de Maldonado y Rocha”, los cuales, según este autor, serían los primeros gauchos propiamente dichos .
Continúa en daniloanton.blogspot.com
De: Crónicas de la Peripecia Humana, D.Antón, Piriguazú Edic.

viernes, 26 de octubre de 2018

La Flecha de Barnard, la estrella con movimiento aparente más rápida del cielo

A una distancia de 5.96 años luz (1.83 parsecs), La Flecha de Barnard es la cuarta estrella más cercana y el segundo sistema de estrellas más cercano al Sol, después del sistema trinario de Alpha Centauri. También es la estrella que se desplaza más rápidamente sobre el fondo de las demás estrellas (que aparentan inmóviles) (ver imagen).
La estrella de Barnard se encuentra en la parte más al norte de la constelación de Ophiuchus, al oeste de Cebelrai (Beta Ophiuchi), y fue descubierta en 1916 por Edward E. Barnard. Debido a que es muy pequeña (una enana roja), no puede verse desde la Tierra sin la ayuda de un telescopio poderoso.
Actividad inesperada
La Estrella de Barnard parece ser vieja, con una edad de 11 a 12 mil millones de años (aproximadamente el doble que la del Sol).
Las variaciones periódicas en el centro de la luz de la estrella sugieren que gira lentamente, tan solo una vez cada 130 días. Cuando son enanas jóvenes y de mediana edad, las enanas rojas a menudo giran lo suficientemente rápido como para generar fuertes campos magnéticos, que provocan destellos que pueden duplicar el brillo de la estrella en solo unos segundos (consulte la estrella de destellos). Se pensaba que la Estrella de Barnard era demasiado vieja para mostrar tal actividad. Sin embargo, el 17 de julio de 1998, Diane Paulson, del Centro de Vuelos Espaciales Goddard de la NASA, y sus colegas informaron que la Estrella de Barnard desató un brote magnético. En ese momento, William Cochran, de la Universidad de Texas en Austin, estaba utilizando el telescopio de 2,7 metros del Observatorio McDonald para obtener el espectro de la estrella.
Había estado esperando detectar cambios que indicaran la presencia de planetas en órbita. En cambio, notó líneas de emisión en el espectro que mostraban que la estrella podría estar encendida. Pero debido a que estaba interesado en planetas en lugar de emisiones, no siguió con el asunto. Cuatro años más tarde, Cochran mostró los espectros a Paulson, entonces un estudiante graduado en Austin. El análisis de su equipo indicó que a pesar de la vejez de la estrella, su destello azul caliente se parecía a los de las enanas rojas más jóvenes. La temperatura de la llamarada fue de al menos 8,000 K, más del doble de la temperatura de la estrella de 3,100 K.
Una búsqueda de planetas.
La estrella de Barnard se acerca a nosotros a una velocidad inusualmente alta de 108 km / s (67 millas / seg), por lo que cada siglo su distancia disminuye en 0.036 años luz. Para el año 11.800 dC, en su punto más cercano,  estará a solo 3.85 años luz (1.18 parsecs) del Sol. La Estrella de Barnard también se distingue por tener el movimiento propio aparente más grande de cualquier estrella (aproximadamente 10.4 segundos de arco por año, o el equivalente de un diámetro lunar cada 180 años). Esto, y su proximidad, lo convierten en un candidato ideal para la búsqueda de exoplanetas, ya que cualquier movimiento sistemático en su movimiento a través del cielo causado por mundos en órbita sería relativamente grande. Sin embargo, hasta ahora no se ha confirmado ningún planeta alrededor de la Estrella de Barnard: el reclamo de Van der Kamp de dos mundos tipo Júpiter alrededor de ella ha sido rechazado. Ahora parece seguro que si la Estrella de Barnard tiene planetas, son más pequeños que Júpiter en masa. Si se colocara en lugar del Sol, la Estrella de Barnard aparecería desde la Tierra solo 100 veces más brillante que la Luna llena y sería una fuente de calor tan débil que nuestra atmósfera se congelaría. Al ser una vieja estrella, se formó antes de que la Galaxia se enriqueciera con elementos pesados. Sin embargo, aunque ya es vieja en comparación con nuestro sol, brillará durante al menos otros 40 mil millones de años antes de enfriarse para convertirse en una enana negra.

jueves, 25 de octubre de 2018


Para reflexionar
Una investigación en bacterias extraídas de sedimentos profundos del fondo oceánico muestra la extremada lentitud de su metabolismo demorando cientos de años para reproducirse. Tal vez esa es la regla en el universo donde la energía no siempre está fácilmente disponible (como sucede en general en la Tierra).

Bacterias con metabolismo extremadamente lento enterradas en el fondo del océano

Cuando las algas mueren, se desplazan hacia el fondo del océano, y sus cuerpos se vuelven uno con la suciedad del fondo marino. Esta lluvia de algas cae constantemente y, a medida que las capas de materia orgánica se acumulan con el paso de los años, entierran las bacterias que crecen en el fondo marino. Subsumido en el fango, muchas bacterias mueren. Pero algunos, unos pocos resistentes, sobreviven. Y cuando los geoquímicos y biólogos profundizan en el lecho marino y levantan largos núcleos negros que reflejan cientos o miles de años de acumulación, encuentran a los descendientes vivos de los internados bacterianos originales.

¿Cómo logran los microbios mantenerse vivos allí abajo? Como nada entra o sale, deben tener alguna forma de subsistir con los restos de algas que enterraron a sus antepasados ​​hace tanto tiempo. Entonces, una respuesta podría ser que han evolucionado para hacer un uso más eficiente de los recursos extremadamente escasos con los que están enterrados.
Pero un estudio reciente en PNAS sugiere que algo muy diferente es cierto: las bacterias que viven a la deriva, con menos de 5,000 años de algas muertas, apenas parecen estar evolucionando. De hecho, se están reproduciendo de manera extremadamente lenta, por lo que cualquier adaptación, si está sucediendo, no tendría muchas posibilidades de tener efecto. Aunque muchas bacterias se duplican en cantidad cada pocos minutos, los cálculos de estos investigadores sugieren que en las bacterias de los fondos marinos, lleva cientos de años.
Se cree que las bacterias de los fondos marinos son un grupo peculiar, dice Kasper Kjeldsen, un bioquímico de la Universidad de Aarhus en Dinamarca. Debes serlo para vivir como ellos: "Hay muy poca energía disponible cuando tienes que seguir comiendo en la misma lonchera" durante miles de años, dice. "Es uno de los entornos con más energía limitada de nuestro planeta". Pero ha sido difícil estudiar la biología de los microbios, ya que no crecerán en una placa de Petri. En cambio, los investigadores han tenido que desarrollar técnicas para inferir cosas sobre ellos a partir de su ADN, que pueden extraer de las columnas de estiércol. Debido a que las diferentes profundidades representan épocas conocidas (la edad del lodo puede ser identificada con la datación por carbono) es posible estudiar el cambio de la bacteria a lo largo del tiempo.
Para ese fin, Kjeldsen y sus colegas extrajeron núcleos de cuatro sitios en la bahía de Aarhus, y tomaron muestras de cinco puntos diferentes a lo largo de la longitud de cada núcleo. Luego secuenciaron el ADN de bacterias individuales de cada punto de tiempo y lo compararon con todos los demás. Descubrieron que las especies de bacterias que viven en las profundidades también existen en la superficie del fondo marino, aunque son relativamente raras entre las poblaciones allí. Eso refuerza la idea de un grupo selecto, más adecuado para los desafíos de ser enterrado vivo, persistiendo después de que los otros mueren.
El equipo también encontró que una vez que los microbios fueron enterrados, su ADN no cambió. "Lo que vimos fue que hay una diversidad genética muy baja con una población que atraviesa la profundidad y el tiempo, en el sedimento", dice Kjeldsen. "Esto nos dice que el cambio evolutivo en el tiempo es muy, muy, muy bajo".
Continúa: “Básicamente significa que las bacterias que se encuentran en la superficie del sedimento son más o menos genéticamente idénticas a las que subsisten bajo la limitación energética extrema en el sedimento profundo del subsuelo. ... Ya poseen esta habilidad desde el principio ".
A continuación, los investigadores monitorearon el metabolismo de las bacterias, utilizando isótopos radioactivos. Podrían estimar cuánto tiempo tomaría, a la tasa observada de convertir los alimentos en energía, que las bacterias creen suficiente biomasa nueva para reproducirse. En los sedimentos de 400 años, la tasa fue de una réplica por año. Más profundo, en la capa de 4,900 años, era del orden de uno por cien años. Este no es el tiempo de generación más largo jamás calculado para las bacterias; incluso más profundo en el lodo, se estima que otros crecen mucho más lentamente, dice Kjeldsen. 1204/5000
Pero estos números encajan con lo que otros grupos han encontrado a esta profundidad.
Las mutaciones a menudo surgen de errores en el ADN cometidos cuando las células se duplican. Y si hay tan poca energía que la replicación ocurra solo muy lentamente, entonces tiene sentido que las mutaciones solo surjan muy raramente, y que si alguna de ellas fuera útil, les tomaría las edades correspondientes para que compitan menos en forma hermanos. Es un mundo que se mueve en cámara lenta, encerrado en gelatina o, más bien, en sedimento.
Aún así, las técnicas que sostienen el documento utilizan ciertas suposiciones, advierte Kjeldsen. Por ejemplo, no está seguro de si las bacterias están formando nuevas células o si solo están usando la energía para repararse a sí mismas.Podría haber cambios genéticos muy pequeños que la técnica no revela, también.
"Lo que no sabemos", dice, "es cuánto cambio genético se necesita para obtener una ventaja competitiva? Hay un límite a qué tan sutiles son las diferencias genéticas que podemos detectar con nuestro método aquí ”. Estos cambios más pequeños aún podrían ser capaces de hacer una diferencia, de alguna manera, en la capacidad de un microbio para sobrevivir en un entorno con escasez de recursos. "Esto es algo que estamos tratando de abordar ahora", dice.
Por Veronique Greenwood
Ref.
https://www.theatlantic.com/science/archive/2017/04/bacteria-buried-alive/524214/

martes, 23 de octubre de 2018


Fragmento de “La fruta prohibida” de Luis Carlos Restrepo
La guerra del capitalismo contra sí mismo

La lucha contra las drogas es una guerra del capitalismo contra sí mismo. Curiosa guerra que pretende erradicar la manifestación más plena y neoliberal del fetichismo de la mercancía. Guerra contra una de las más ansiadas y efectivas formas de acumulación del capital, que no obstante irrigar de manera generosa al sistema financiero, provoca en los espíritus puritanos un ánimo de cruzada que envidiarían esos piadosos inquisidores que en el siglo XV redactaron, con gracia de detalles, el Malleus Maleficarum.
Dentro de algunos años, cuando se hayan aplacado los ánimos y olvidado la procedencia de los capitales acumulados, la guerra contra las drogas será recordada como una de las más estúpidas de la humanidad, de igual manera como hoy recordamos las guerras religiosas de siglos pasados. La comparación va más allá de ser una simple metáfora. Hablar de las drogas es adentramos en un espinoso asunto teológico, herencia del combate que libró Yahvé contra Baal por dotar a las tribus hebreas de un territorio propio.
El Dios del desierto declaró la guerra a los cultos cananeos que recurrían a la embriaguez para comunicarse con sus dioses, convirtiéndose Baal-Zebuth en una fuerza diabólica —Beelzebub— que se identifica desde entonces con las orgías del aquelarre. La lucha contra los profetas -nebiim- de Baal fue asumida por Elías amo una guerra santa. Mostrándose renuente a la utilización de euforizantes, Elías llama a la abstinencia y a la previsión, criticando al pueblo por caminar indeciso entre dos cultos. Después de retar a los profetas de Baal para que invoquen a sus loses a través de la gimnasia religiosa propia del éxtasis colectivo, Elías les demuestra que Yahvé  es más poderoso. La repugnancia que causa a los profetas de Yahvé el éxtasis cananeo se torna explícita en las palabras de Isaías: "Profetas y sacerdotes se tambalean aturdidos por el vino..., porque todas las mesas están llenas y no queda en ellas espacio libre" -Is 28,7-. Herederos de este sentimiento de aversión, los Padres de la Iglesia se opusieron al uso de SPA' , identificando la embriaguez cúltica con lá concupiscencia y el pecado. A diferencia de los oficiantes de E1eusis y otros cultos extáticos que existieron en la cuenca mediterránea hasta la antigüedad tardía, rabinos hebreos y sacerdotes cristianos exhiben una sobriedad profesional que excluye cualquier trance alucinado'. El dogma católico reemplaza la experiencia embriagada por una profesión de fe.  
És imposible una definición objetiva de la palabra droga, pues no se 1e un concepto sino de una consigna cuyo valor social está dado poi: su capacidad para encarnar y canonizar el mal. Como es imposible hablar de las rogas sin invocar su poder destructor, utilizaremos de manera alternativa el término sustancia psicoactiva para referirnos a los mediadores químicos entre el cerebro y la cultura, consumen para modificar nuestra percepción del mundo. Un proceso similar se vivió en la tradición persa con la condena del soma de Zoroastro (McKENNA, T.. El manjar de -los dioses, Barcelona, Paidós, 131). Escohotado habla de una "promesa enteogénica traicionada" (Escohotado, A., Historia de las drogas, Madrid. Alianza Editorial, 1989, T. I, p 235).
Pasarán, sin embargo, muchos siglos para que la proscripción moral asuma la forma de una guerra mundial para modificar los deseos de los ciudadanos y asegurar que la sobriedad se imponga de manera celosa tanto en el ámbito público como en el privado. Pues no obstante las restricciones religiosas que desde sus inicios impone el judeocristianismo al uso de SPA, sólo en el siglo XX la cruzada puritana del naciente imperio estadounidense logrará que la interdicción moral se convierta en interdicción legal. impulsada por una cofradía de abstemios que recurre al poder político para imponer a la sociedad una guerra santa. Se termina así con una larga tradición de tolerancia frente al consumo de SPA que se mantuvo hasta finales del siglo XIX, momento de transición hacia la moderna sociedad industrial en que el uso autorregulado de los derivados del opio empieza a ser desplazado por la  masificación consumista. Desde Galeno los europeos se sirvieron del opio de manera generosa, siguiendo la tradición romana que dejaba el consumo del psicoactivo a la libre elección del individuo. Uti-lizado como remedio para enfermedades pulmonares e intestinales, para calmar la ansiedad, los síntomas de la gota, los  dolores de muela o las molestias de las almorranas, sus efectos se interpretaban en el marco de un combate entre la sustancia y el cuerpo del usuario, quien debía ser cuidadoso con la dosis que tomaba para no sufrir molestos síntomas de rebote. Pero dejando en un segundo plano los usos médicos, apareció en los albores de la modernidad un grupo de consumidores habituales que reivindicó las bondades que acompañan a la modificación química presentándose a sí mismos corno viajeros de un mundo interior y miembros de una raza contemplativa que buscaban el apagamiento de las sensaciones dolorosas y de los deseos tamales, a fin de estimular los intereses metafísicos. Desinteresados de la materia y la gravedad, entregados a los deleites de la memoria y a la contemplación de las ideas, los opiómanos renunciaron al disfraz de la sobriedad para fundirse en un alma universal más plena pero más inerte, abatiendo su voluntad para entregarse a un paraíso extático situado más allá del bien y del mal.



La ocupación del continente sudamericano por los tupi-guaranìes
Al entrar en escena los europeos estas naciones ocupaban toda la costa atlántica y la cuenca del Paraná-Paraguay.
Add caption
La abundancia de voces de raigambre tupí-guaraní en todo el norte del continente meridional, al oeste de Panamá y en el propio istmo, indican que hace unos dos mil años, estos L. eblos se desplazaron en grandes números a través de amplias zonas continentales rumbo sur. Algunos datos manejados por Dall'Igna en 1964, permiten estimar que la familia lingüística puede tener una antigüedad, entre 2.500 y 5.000 años y que el origen sería al oeste río Guaporé.
Es muy probable que las naciones tupí-guaraníes se relacionen a las culturas caribes de las costas caribeñas. Al igual que los tupí-guaraní, los caribes eran pueblos migratorios, practicaban la 'opofagia ritual y desarrollaron sus principales migraciones aproximadamente al mismo tipo que los tupí-guaraníes y en ambos casos corriendo al sustrato arawak más antiguo. De acuerdo a indicios lingüísticos la palabra caribe podría estar relacionada con la voz guaraní: caraí que quiere decir "el más sabio" o profeta una demostración más de ese parentesco. El resultado final de las migraciones tupí-guaraní fue su ubicación general con éxito en casi toda la región de bosques del continente, durante varios siglos.
Cuando los españoles y portugueses invadieron el continente americano, se encontraron con una gran cantidad de parcialidades tupí y guaraní que hablaban numerosos dialectos bastante semejantes (tal vez debido a lo reciente de la migración), cuya dominación militar no resultó fácil. Muchas de las selvas más tupidas del territorio del Paraguay estaban pobladas por los pueblos guayakí, cazadores y recolectores que practicaban una agricultura itinerante, tenían costumbres semi-nómades y vivían en grupos reducidos, alojados en pequeños refugios de enramadas temporarias. En la costa del Brasil estaban los tupinambá que eran mucho más numerosos y organizados, habitando en aldeas más amplias que incluían grandes viviendas donde se alojaban las familias extendidas: las malocas. En el río Madeira estaban los kawahiwa; en el Solimoes los yuricagua; en los ríos Marañón y Ucayali, los omagua y cocama; en el Mamoré los guarayos; en el delta del Paraná, los carios; en el alto Paraguay los kaiová y a lo largo de los ríos Uruguay y Paraná los m'byá y los ava-chiripá. Al igual que los arawak, que los habían precedido en los territorios sudamericanos tropicales, los tupi-guaraníes, también eran conocedores de selvas, ríos y humedales, excelentes canoeros que se manejaban con gran eficacia, tanto en sus relaciones con el ambiente natural, como con las naciones vecinas. Durante sus migraciones habían desarrollado el mito de una zona ideal que debían buscar: "la tierra sin mal" o "del abuelo". Los tupí-guaraní, al igual que los caribes eran antropófagos. Hay múltiples referencias a esta costumbre. Pedro Martín de Anglería relata así la muerte de Solís y sus compañeros en mano de los guaraníes en la zona de Colonia (Uruguay): "Ya navegaba a espaldas de la Cabeza del Dragón ( ...) cuando se encontró con los malvados y antropófagos carives* ( ...). Estos, cual astutas zorras, parecía que les hacías señales de paz, pero en su interior se linsonjeaban con un buen convite; y cuando vieron de lejos a los huéspedes, comenzaron a relamerse cual rufianes. Desembarcó el desdichado Solís con tantos compañeros como habían en el gote de la nave mayor. Saltó entonces de su emboscada una gran multitud de indígenas y a palos les mataron a todos a la vista de sus compañeros, y apoderándose del bote, en un momento le hicieron pedazos: no escapó ninguno. Una vez muertos y cortados en trozos, en la misma playa, viendo sus compañeros el horrendo espectáculo desde el mar, los aderezaron para el festín; los demás espantados de aquel atroz ejemplo no se atrevieron a desembarcar y pensaron en vengar a su capitán y compañeros y abandonaron aquellas playas crueles".  Hay abundantes referencias de actos de antropofagia en los pueblos tupí-guaraní como por ejemplo la descripciones de Jean de Léry en ciertos grupos tupinambá y de Antonio Pigafettar en los guaraní. La antropofagia entre los tupí-guaraní era un componente cultural, complejo y prolongado que se practicaba con los detenidos de guerra de naciones enemigas vecinas. El prisionero era adjudicado a una mujer del grupo (generalmente una mujer de alto rango), quien se responsabilizaba por aumentarlo y complacerle. Luego de un cierto tiempo, se tomaba la decisión de sacrificarlo, lo cual se hacía dentro de un ritual elaborado que terminaba con la muerte y luego el cuerpo era luego comido por los miembros del grupo. La causa de la antropofagia entre los tupí-guaraní, sería la de asegurar el enriquecimiento genético del grupo (lo cual explicaría que se le adjudicara una mujer a los hombres durante el tiempo de su cautiverio). Otras posibles causas, serían las de lograr un incremento de proteínas en la dieta del núcleo y las creencias acerca del poder mágico y sobrenatural de la carne humana. El prisionero en general se contentaba con su suerte y durante su estadía era tratado benévolamente y agasajado. Los tupí-guaraní tenían una visión dialéctica de los conceptos de amigo y enemigo. En la lengua tupí una palabra representaba gráficamente esta relación antitética: tovajara, que quería decir: "amigo y enemigo a la vez" . En todo caso, no corresponde juzgar las creencias y costumbres de los tupí-guaraní por los cánones de la sociedad urbana contemporánea. La antropofagia ritual cumplía fines específicos y en ese sentido se había mantenido como una práctica común en muchos pueblos del continente. Se hacía en forma natural con un alto contenido religioso, reduciendo los sufrimientos de los cautivos al mínimo. Los primeros cronistas europeos y muchos historia-dores se han horrorizado de este acto de los tupí-guaraní. Sin embargo, basta compararlo con las masacres de millones de indígenas perpetradas por los españoles en las islas del Caribe a principios del siglo XVI, y por los portugueses a las primeras naciones del Brasil.
Los tupinambá
Al irrumpir los europeos, esta nación era una de las etnias tupí-guaraníes más grandes del continente. Estaban localizados en la costa oriental de Brasil, desde la desembocadura del Amazonas a la zona de Porto Alegre. Su población total probablemente alcanzaba a más de un millón de personas. Vivían en grandes aldeas, de varios cientos a cerca de dos mil habitantes, constituidas por malucas y rodeadas de empalizadas. La instalación de los portugueses determinó su esclavización generalizada y sus números decrecieron dramáticamente. Sin embargo, muchos tupinambá se retiraron al interior del continente conformando nuevas aldeas o integrándose a pueblos ya existentes. La historia de los "quilombos"* tupíes todavía no se ha escrito, pero existen indicios, que una parte importante de la cultura brasilera actual es el resultado de su influencia.
Las lenguas tupi-guaraníes
Se conocen aproximadamente 50 dialectos tupís principales, divididos en varias familias lingüísticas: el tupí-guaraní propiamente dicho*, el arara, el arikem, el amé, el guarategaya' el kuruaya, el manitsawá, el juruna, el mondé, el puruborá y otros insuficientement catalogados. La lengua ancestral de los tupí-guaraníes (tupí antiguo o avañeengá) relacionada con los varios dialectos de los tupinambá derivó en dos dialectos principales: el ñeengatú de la región norte que se transformó en la lingua franca (lingua geral del Brasil) y la lengua avañeé hablada en el sur, del cual surgieron los varios dialectos tribales (m'bya guaraní, guaraní kaiová, ava-chiripá guaraní ñandeva emparentado con el guaraní de los chiriguanos), el guaraní misionero desaparecido) y el guaraní "standard" que hoy se habla en la sociedad criolla del Paraguay
Los sistemas productivos
Los tupí-guaraníes, al igual que los arawaks, eran agricultores de mandioca, batatas, maíz porotos y maní, canoeros y pescadores fluviales y costeros, cazadores y recolectores, organizados en aldeas protegidas por empalizadas para defenderse de sus enemigos. Los sistemas productivos eran complejos y permitían manejar los ecosistemas forestales y fluviales, forma sostenible a través de sofisticados sistemas de apertura y abandono selectivo de conucos.
Cosmovisión tupí-guaraní
La cultura tupí-guaraní se basaba en la búsqueda de un paraíso milenario,  el yvy maraey, la "tierra sin mal", donde se podrían encontrar juventud y felicidad eterna. Seguramente este mito fue el principal sustento ideológico que facilitó sus empujes migratorios, que todavía se producen en el día de hoy. El etnógrafo Curt Nimuendajú, encontr ó un grupo de guaraníes del Paraguay que peregrinando, llegaron a la costa atlántica del estado de Sao Paulo, concluyendo que la tierra sin mal debería encontrarse allende los mares y señalan por ello su gran desilusión. En tiempos recientes grupos m'biá guaraníes llegaron a Uruguay con el objetivo de descubrir esa tierra sin mal, que pensaban, podría encontrarse en España. Finalmente permanecieron en el Uruguay, en donde instalaron varios arios. El grupo guaraní más austral contemporáneo estuvo por más de una década en Montevideo, a orillas del río Santa Lucía.



Fragmento del libro “Continentes robados” de Ronald Wright

La historia de América comienza con el asesinato y la esclavitud, no con el descubrimiento.
-     William Carlos Williams
En 1992, Occidente, con lo que me refiero a naciones y culturas que son europeas o derivadas de la expansión de Europa de los últimos 500 años, celebró el quinto centenario del primer viaje de Colón de un "viejo" mundo a un "nuevo". La historia convencional, escrita por los ganadores, siempre nos ha enseñado que este "descubrimiento" fue uno de los mejores momentos de la humanidad.
Los habitantes de América lo vieron diferente. Sus antepasados ​​habían hecho el mismo descubrimiento mucho antes. Para ellos, el Nuevo Mundo era tan viejo que era el único mundo: una "gran isla", como muchos la llamaban, flotando en el mar primordial. Habían ocupado todas las zonas habitables desde la tundra ártica hasta las islas caribeñas, desde las altas mesetas de los Andes hasta la tempestuosa punta del Cabo de Hornos. Habían desarrollado todo tipo de sociedad: grupos de caza nómadas, comunidades agrícolas asentadas y civilizaciones deslumbrantes con ciudades tan grandes como cualquiera en la tierra. Para 1492 había aproximadamente 100 millones de nativos americanos, una quinta parte, más o menos, de la raza humana. Dentro de décadas de la llegada a la tierra de Colón, la mayoría de estas personas estaban muertas y su mundo fue brutalmente despedido por los europeos.  Cuando los saqueadores se establecieron en el actual territorio de los Estados Unidos, fueron ellos, no las personas originales, quienes se conocieron como “estadounidenses”. La historia convencional, incluso cuando reconoce la enormidad de este asalto, nos ha llevado a suponer que todo está terminado, irrevocable; que los pueblos de América están extintos o casi; que eran tan primitivos y murieron tan rápidamente que no tenían nada que decir. A diferencia de Asia y África, América nunca vio salir a sus colonizadores. Las antiguas naciones de América del Norte no han recuperado su autonomía, pero eso no significa que hayan desaparecido.
Muchas sobreviven, cautivas dentro de estados colonos blancos construidos en sus tierras y sobre sus espaldas.
En los Andes, 12 millones de personas aún hablan el idioma de los incas: el asesinato de Atawallpa en 1533 y la violencia del Sendero Luminoso de hoy son parte de la misma historia. Centroamérica tiene 6 millones de hablantes de maya (tantos como hablan francés en Canadá): si Guatemala realmente tuviera el gobierno de la mayoría, sería una república maya. En Canadá, en 1990, los mohawks tomaron las armas en nombre de una soberanía que creen que nunca han cedido a Ottawa o Washington. Si estos hechos nos sorprenden, es porque durante cinco siglos solo hemos escuchado la historia de los ganadores. Hemos estado hablando con nosotros mismos. Es hora de escuchar el otro lado de la historia que comenzó en 1492 y continúa hasta hoy.

viernes, 12 de octubre de 2018


A los amigos:
comunico que en los últimos 15 días tuve problemas de salud que me obligaron a someterme a una cirugía y por esa razón no pude atender mi blog como de costumbre. Todo transcurrió bien y espero recomenzar mis contribuciones en los próximos días. Agradezco a quienes se interesaron por mi estado de salud.
D,A,

domingo, 23 de septiembre de 2018


El gas natural ruso es mucho más barato (para Alemania)


Washington está luchando ferozmente por el mercado energético de Alemania, tratando de venderle gas natural licuado (GNL), y de luchar contra uno de los mayores consumidores de energía del gigante energético ruso Gazprom.
Actualmente, Alemania obtiene alrededor del 60% de sus importaciones de gas natural desde Rusia. Berlín fue duramente criticado por el presidente estadounidense Donald Trump por ser un "cautivo de Rusia". En un intento de impulsar el GNL estadounidense a los consumidores alemanes, la Casa Blanca amenazó con sancionar a las compañías europeas por participar en el gasoducto Nord Stream 2 dirigido por Gazprom.
A principios de esta semana, el subsecretario de Energía de Estados Unidos, Dan Brouillette, anunció planes ambiciosos para ingresar al mercado energético alemán en el futuro cercano. "El gas natural licuado de EE. UU. Viene a Alemania", dijo, citado por los medios alemanes. "La pregunta no es si, sino cuándo".
RT habló con expertos en energía para llegar al fondo del problema.
Las condiciones actuales del mercado no son favorables para los EE. UU., Ya que el GNL de América se ve inevitablemente superado por el gas natural ruso más barato entregado a través de gasoductos, según el profesor asistente de la Universidad Estatal Rusa de Petróleo y Gas, Sergey Eremin.
El analista destacó que Alemania aún no cuenta con las instalaciones necesarias para recibir combustible licuado y es probable que evite pérdidas financieras adicionales pagando tarifas por tránsitos de GNL a través de otros países europeos.
A principios de esta semana, el ministro de Economía y Energía de Alemania, Peter Altmaier, se comprometió a decidir a fines de año dónde ubicaría la primera terminal del país para recibir gas natural licuado (GNL). El ministro calificó el paso como "un gesto para nuestros amigos estadounidenses".
"Es poco probable que Alemania deje de importar gas de Rusia, que es más barato que el gas estadounidense, que tendría que importar ya sea mediante una nueva infraestructura de GNL que tendrá un costo muy elevado o utilizará otras terminales de GNL en Europa, y luego los otros conductos ", dijo a RT el profesor Gerhard Mangott de la Universidad de Innsbruck.
"Por lo tanto, desde el punto de vista comercial, sería absolutamente ridículo que Alemania compre gas natural licuado y ya no compre gasolina en gas ruso", dijo el profesor Mangott, subrayando que el gas ruso se entrega directamente a Alemania, sin necesidad de pagar otro países para el tránsito del combustible.
Además, los suministros de GNL son comúnmente temporales en comparación con el gas que se entrega permanentemente a través de tuberías, según Eremin. Hizo hincapié en que el GNL está destinado históricamente a compensar las oscilaciones de la demanda, mientras que el gas por cañería es preferible en el curso ordinario.
"El gas ruso tiene la ventaja sobre el GNL estadounidense solo porque el enorme sistema de oleoductos ya se ha creado y funciona con éxito", dijo el experto.
De:
https://www.rt.com/business/439154-us-lng-germany-russia-gas


El mundo de las calizas

Los acuíferos kársticos y los sistemas de grutas
Las calizas (rocas carbonatadas) son abundantes en todo el mundo. Algunas se encuentran en los fondos marinos y cerca de la costa, a diferentes profundidades (lodos oceánicos orgánicos, corales, llanuras de marea y playas calcáreas). Otras están en ambientes lacustres, palustres o incluso aluviales. Su origen puede ser ígneo (carbonatitas)  o pueden haber estado sujetas a transformaciones  metamórficas (mármol).
Algunos acuíferos carbonatados contienen materiales de alta porosidad primaria, como las formaciones de corales, las lumaquelas, las calcarenitas y otras calizas detríticas escasamente consolidadas. La mayor parte de los acuíferos calcáreos, en cambio, basan su potencial en la porosidad secundaria, desarrollada a través de procesos de disolución química a lo largo de las fracturas, como sucede en las calizas y dolomitas compactas.  
Hidrogeológicamente, las rocas carbonatadas suelen ser muy dinámicas. Con el tiempo, los procesos diagenéticos tienden a reducir su porosidad primaria. En la masa de la roca se van produciendo disoluciones graduales y recristalizaciones de los minerales carbonatados. A nivel de las fracturas, la circulación de agua tiende a disolver los minerales de las paredes, “erosionándolas” y formando cursos subterráneos, cuya dimensión se va incrementando. Dado que estos procesos pueden suceder simultáneamente, algunos acuíferos carbonatados tienen una porosidad primaria relativamente alta, todavía no completamente afectada por procesos diagenéticos, y una porosidad secundaria en desarrollo, en las fracturas.
Estas rocas pueden contener volúmenes considerables de agua en sus espacios intergranulares y redes de fracturas. La acción del agua aumenta el tamaño de las fractura y, por lo tanto, tiende a facilitar su propia circulación. Estos mecanismos son conocidos como procesos kársticos, por lo que los acuíferos contenidos en tales formaciones se denominan a menudo acuíferos kársticos. Cuando los pozos o los manantiales se conectan con los principales cursos kársticos, estos acuíferos pueden resultar sumamente productivos y muy convenientes como fuentes de agua
para su uso destinado al consumo de grandes ciudades y al riego.
No obstante, cabe señalar una serie de limitantes para la utilización de este recurso. En primer término, dado que los acuíferos carbonatados suelen ser discontinuos, no todas las perforaciones resultan ser productivas. En estos casos los pozos pueden secarse rápidamente si no están en contacto con los sistemas de fracturas
principales. En segundo lugar, si bien los rendimientos inmediatos pueden ser impresionantes, a veces resultan incapaces para sostener la extracción de grandes volúmenes de agua. En muchos casos sus reservóreos contienen menos agua, a veces mucho menos, que otro tipo de formaciones que presentan menores rendimientos.
Por último, otro elemento a tener en cuenta es el rápido flujo del agua subterránea a través de las fracturas abiertas. Este flujo veloz no permite la degradación de los contaminantes que pueden llegar de la superficie y ser consumidos sin tiempo de tomar medidas correctivas.
Aún a pesar de estos problemas, los acuíferos kársticos siguen siendo de las mejores y más confiables fuentes de agua para el consumo a nivel urbano.
Las formaciones carbonatadas están muy difundidas en todo el mundo. Son especialmente abundantes en casi toda Europa, desde la península ibérica a la región alpina. Los sistemas kársticos son comunes a lo largo de la costa del Adriático, en el Jura y en muchas otras zonas del perímetro mediterráneo (p.ej. el Magreb, en la cuenca del Mar Egeo).
En América Latina, los acuíferos carbonatados altamente productivos se encuentran sobretodo en el Caribe y en el Golfo de México. Hay sistemas kársticos en Barbados, en Cuba, en Jamaica, en Puerto Rico, en varias islas del archipiélago de Las Bahamas, en las proximidades de las penínsulas de Yucatán y Florida, en varias zonas del interior mexicano (Nuevo León, Tamaulipas, Coahuila,
Guerrero, Morelos y en el propio estado de México) y en las áreas costeras del norte de América del Sur.
Bridgetown (Barbados), La Habana (Cuba), Montego Bay (Jamaica), Mérida (México) y Miami (EE.UU.) dependen exclusivamente del agua subterránea obtenida de los acuíferos carbonatados. Otras de las ciudades que dependen en gran medida de este tipo de acuíferos son: Nassau (Las Bahamas), donde también se utiliza agua desalinizada, Kingston (Jamaica) y varias de las mayores ciudades de Puerto Rico, como San José, Ponce y Arecibo.
3.22 Potencial de los acuíferos kársticos. Las formaciones carbonatadas de América Latina son heterogéneas por su composición y génesis, poseen variada porosidad, grado de fractura y consolidación.
Igualmente diversas son sus propiedades hidrogeológicas. Algunas de ellas son muy compactas, de baja porosidad y un volumen casi nulo de agua utilizable, como las calizas o dolomitas no fracturadas.
Por el contrario, existen numerosas formaciones carbonatadas de alta porosidad, intensamente fracturadas, que pueden suministrar grandes volúmenes de agua y tienen un excelente potencial para el abastecimiento de zonas de alto consumo.
En las cuencas molásicas (de conglomerados) de la Sierra Madre del Sur, en México (por ejemplo, en la cuenca del Río Huacapa, cerca de Chilpacingo), en las laderas bajas de las tierras altas de Jamaica hacia la parte norte de la isla, en el sur de Puerto Rico y a lo largo de la costa de Venezuela, se encuentran acuíferos carbonatados altamente porosos. Los acuíferos kársticos típicos, con flujo de fractura, se dan en numerosos sitios del continente: en el sur de La Habana (Cuba), en Montego Bay (Jamaica), en la península de Yucatán, en la zona de Torreón- Gómez Palacio, México y en muchas otras zonas.
Estos acuíferos son muy vulnerables a la contaminación debido a la rápida circulación del agua en el interior del sistema que no permite una adecuada infiltración y purificación del agua de recarga., sobre todo cuando se encuentran localizados en las proximidades de las ciudades. En estos casos los reservóreos subterráneos pueden ser fácilmente alcanzados por desechos de origen industrial y oméstico.
En las zonas de agricultura también existen riesgos debido al uso de agroquímicos.
Estos problemas están presentes en todas las regiones kársticas del continente.
Es así que los acuíferos urbanos de Kingston, en Jamaica, y Mérida, en México, están contaminados por desechos industriales y domésticos. Se cree que la intensa actividad agrícola que se desarrolla en el área de recarga del sur de La Habana puede perjudicar la calidad del acuífero kárstico, que constituye la principal fuente de agua de esa ciudad y de las áreas vecinas.
Los acuíferos carbonatados son muy sensibles a las interferencias antropogénicas, por lo que requieren de un manejo cuidadoso para su uso en forma continua.
Del libro "Los acuíferos de América Latina", Danilo Antón, Piriguazú Ediciones.

sábado, 22 de septiembre de 2018



Transmutación de elementos

La transmutación de elementos ha sido una antigua búsqueda de los alquimistas que pretendían transformar metales comunes en oro. En los hechos, con excepción de las transformaciones radicactivas, se considera que los elementos químicos son inmutables. El científico francés Kervran desarrolló una teoría acerca de ciertas transmutaciones de tipo biológico. Su hipótesis no ha sido aceptado en la ciencia normal. De todas maneras, quedé reflexionando acerca de la posibilidad de transmutaciones en las profundidades de las formaciones geológicas imaginando que estas hipotéticas transmutaciones pueden ocurrir en muy pocos átomos (uno en trillones) bajo ciertas condiciones de presión y temperatura. Un tipo de transmutación que implicara átomos de silicio, aluminio, calcio, sodio, magnesio u oxígeno ayudaría a explicar algunos fenómenos geológicos que no encuentran explicación lógica. Si bien una afirmación de este tipo requiere pruebas contundentes, creo que vale la pena tener en cuenta esta posibilidad.
La tesis de Kervran
Corentin Louis Kervran (3 de marzo de 1901 - 2 de febrero de 1983) fue un científico francés nacido en Quimper, Finistère (Bretaña) .-
En la década de 1960, Louis Kervran afirmó haber realizado experimentos y estudios que demostraban violaciones de la ley de conservación de la masa por los sistemas biológicos, específicamente durante la precipitación de las conchas de huevo. Como resultado, afirmó que los organismos pueden transmutar potasio en calcio mediante la fusión nuclear.
Durante muchos años, y hasta ahora, muchos científicos consideran que las ideas de Kervran no tienen ninguna base científica. Sin embargo, pensamos que debido a la importancia del tema, el trabajo de Kervran debe ser tenido en cuenta muy seriamente y vale la pena analizarlo cuidadosamente.
La tesis de Kervran es que la transmutación de elementos, en particular por reacciones entre las primeras docenas de elementos de la tabla periódica, ocurre regularmente en sistemas biológicos, tanto en microbios como en organismos multicelulares como los seres humanos. 
La transmutación sería inherente a la biología. 
Concluyó que los núcleos de hidrógeno y oxígeno, principalmente, al sumar o restar de otros núcleos, es la esencia de la transmutación en la biología. Algunos ejemplos: 11Na + 8O -> 19K; 19K + 1H -> 20Ca; 20Ca - 1H -> 19K; O 12Mg + 8O -> 20Ca. El carbono también podría participar, p. 14Si + 6C -> 20Ca. Kervran no sugirió cómo estas reacciones bio-nucleares exotérmicas y endotérmicas podrían ser facilitadas a nivel atómico-nuclear (otros lo harían más tarde1), pero recopiló y correlacionó muchas observaciones bioquímicas anómalas de los investigadores de los siglos XIX y XX. Afirmó que éstos apoyaban sus conclusiones, pero también hizo observaciones originales y realizó sus propios experimentos. Si la tesis de Kervran es correcta, el mundo natural puede llenarse de innumerables fábricas bioalquímicas que, a su vez, producen profundas alteraciones en la composición mineralógica del planeta. Geofísica El Prof. M. Camberfort escribió a Kervran en 1974: "He hablado de vuestro trabajo en mi libro más reciente, porque considero que vuestras hipótesis, ampliamente confirmadas en ciertos casos, son las únicas susceptibles de explicar una serie de hechos señalados Por geólogos hasta ahora explicados (en círculos geológicos) por los cuentos de hadas y cuentos de viejas ". El astrónomo Carl Sagan, por otra parte, escribió a Kervran en 1962:" Los tipos de reacciones que usted propone son absolutamente imposibles en ordinario química. . . Le sugeriría que lea un libro de texto elemental en física nuclear. "Sagan murió en 1996, nunca habiendo llegado a un acuerdo con la fusión fría o Kervran.

En sus trabajos y libros, desde 1959 hasta 1983, Kervran sintetizó sus ideas de biotransmutación. Notables entre sus libros, todos publicados por la Librería Maloine en Francia, son: Transmutaciones Biológicas (1962), Pruebas en Geología y Física de Transmutaciones de Energía Débil (1973), Pruebas en Biología de Transmutación de Energía Débil (1975) y Transmutaciones Biológicas y Modernas Física (1983). Para la edición de edición en inglés suave, el traductor Michel Abehsera compiló y adaptó una porción aparentemente pequeña pero representativa de la obra de Kervran antes de 1970. En su Prefacio, Abehsera describe una reunión con Kervran: ". . Se mostró a sí mismo como un dragón en la ciencia que sólo se discutió la ciencia. . Conocía bien su tema; Él parecía haber leído todos los libros científicos y artículos publicados en todo el mundo, para conocer el trabajo de todos los científicos vivos. Y cuando le dije que había dado a la ciencia una nueva dirección y esperanza, respondió, con el rostro enrojecido: "Simplemente señalé lo que siempre ha existido".

Durante su vida Kervran recibió apoyo para su trabajo de varios científicos principales que llevaron a cabo experimentos de biotransmutación. Entre ellos destaca el Prof. Pierre Baranger, jefe del Laboratorio de Química Orgánica de la ÉcolePolytechnique de París. El Prof. Baranger, a fines de la década de 1950, repitió los experimentos de crecimiento de semillas de von Herzeele (llevados a cabo y publicados entre 1876 y 1883), en los que aparentemente parecían producirse semillas germinadas en agua destilada (basadas en el análisis de semillas y plantas) . Von Herzeele había descubierto que el fósforo pasaba a azufre, el calcio al fósforo, el magnesio al calcio, etc., muchos de los hallazgos que Kervran ratificaría más tarde. Baranger reportó su trabajo en enero de 1958 en un prestigioso instituto científico en Suiza. En una entrevista con la revista Science et Vie en 1959, dijo:
"Mis resultados parecen imposibles, pero ahí están. He tomado todas las precauciones. He repetido los experimentos muchas veces. He hecho miles de análisis durante años. He tenido los resultados verificados por terceros que no sabían lo que yo era. He utilizado varios métodos diferentes. He cambiado mis experimentadores. Pero no hay manera de salir; Tenemos que someternos a la evidencia: las plantas conocen el viejo secreto de los alquimistas. Todos los días, bajo nuestra mirada, son elementos transmutadores. He estado enseñando química en la École Polytechnique durante veinte años, y créanme, el laboratorio al que dirijo no es cueva de ciencia falsa. Pero nunca he confundido el respeto por la ciencia con los tabúes impuestos por el conformismo intelectual. Para mí, cualquier experimento meticulosamente realizado es un homenaje a la ciencia, aunque choque nuestros hábitos arraigados. Los experimentos de Von Herzeele eran muy pocos para ser absolutamente convincentes. Pero sus resultados me inspiraron a controlarlos con toda la precaución posible en un laboratorio moderno y repetirlos bastantes veces para que fueran estadísticamente irrefutables. Eso es lo que he hecho".

Bibliografía relevante:
https://artursala.wordpress.com/2012/07/20/la-alquimia-cientifica-o-la-quimica-nuclear-tercera-parte-kervran-y-las-pruebas-de-las-transmutaciones-en-geologia/




El Bomani, la ciudad navegante del Congo

Una extraña embarcación compacta, que consiste de un barco principal de unos cien metros de largo, y varias barcazas adosadas, espera la llegada de pasajeros y carga para comenzar el larguísimo viaje de Kinshasa a Kisangani en una distancia de casi 1,700 kilómetros.
No hay rutas terrestres que atraviesen el territorio congolés y, aparte de la vía aérea, de un costo inalcanzable para la inmensa de la mayoría de la población, la vía fluvial es el único medio de transporte disponible para la empobrecidos habitantes del país.
 Los pasajeros que se suben al Bomani, que así se llama el barco, para la larga travesía, etán constituidos por una multitud desordenada de tripulantes, hombres y mujeres con niños, familias enteras y todo tipo de cargas. De a poco se van subiendo al gran barco hasta llenarlo completamente. Pasan días y semanas antes que el extraño “barco” totalmente colmado de pasajeros pueda zarpar.
Al mes de espera los pasajeros se impacientan. El capitán promete que al otro día el complejo flotante zarpará al fin, cosa que por enésima vez no sucede. 
No llegó el combustible, hay que ajustar detalles, mañana sin falta. Dos meses después el barco (o como se le llame) recibe los miles de litros de combustible requeridos en más de 50 barriles y llega la hora de encender los motores que no responden todavía. Finalmente, luego de numerosos intentos y algunos arreglos improvisados, los motores se encienden y el barco zarpa.
Es una verdadera ciudad flotante, lleva hasta 2,000 pasajeros, no hay prácticamente espacio para moverse o dormir.
En el barco no hay servicios higiénicos, no hay camarotes, solo la planchada heterogénea y llena de todo tipo de personas. Tampoco hay agua potable (solo la contaminada agua del río). Lógicamente a los pocos días muchos pasajeros se enferman. Una sola enfermera prácticamente sin medicamentos, tiene que atender enfermedades intestinales, fiebres, heridas, partos y muchas otros problemas sanitarios de los pasajeros.
La comida les llega a los pasajeros desde las orillas, botes y canoas se acercan ofreciendo sus mercancías, pescado, tortas, frutas, permitiendo que los pasajeros con algún recurso puedan comprarlos.
El motor se rompe, hay que arreglarlo, puede demorar varios días, flotando en el río.
Para ganar tiempo la “ciudad flotante” navega en la noche. Como no se ve nada, finalmente encalla en un banco de arena.
Luego de muchos trabajos y esfuerzos, los tripulantes logran desencallar a la embarcación y continuar la marcha.
Luego de dos meses el extraño cortejo fluvial que avanza  lentamente debe interrumpir la navegación debido a fuertes combates en la zona. El Bomani apenas llegó a mitad de camino. .
Los pasajeros se bajan y esperarán algunos días o semanas hasta que otro barco pase y los lleve a su destino, con sus familias lejanas, o hasta la misma ciudad de Kisangani donde los esperan, posiblemente oportunidades de trabajo que en Kinshasa no existían.

https://www.youtube.com/watch?v=MF2fTlxsv6s&t=4s

viernes, 21 de septiembre de 2018


Parece haberse identificado el animal más antiguo clasificado por los paleontólogos: el invertebrado Dickinsonia 

Hace 570 millones de años por los océanos circulaban unas criaturas planas, ovaladas, con el cuerpo formado por segmentos. Carecían de esqueleto, eran blandos, se desplazaban lentamente y se desconoce si tenían ojos o incluso ano. Algunas contaban con pocos centímetros mientras que otras alcanzaban más de un metro, el tamaño de una alfombra de baño. Desde que se descubrieron los primeros fósiles de estos misteriosos seres, llamados Dickinsonia, hace 75 años, los paleontólogos habían barajado numerosas hipótesis para tratar de explicar qué son: algunos especulaban que eran líquenes, otros gusanos de mar o medusas, e incluso se había llegado a plantear que furan un ensamblaje de organismos unicelulares. Hace 540 millones de años, con el inicio del periodo Ediacárico (último períioo del Proterozoico) se produjo una gran explosión de vida y aparecieron prácticamente todos los grupos animales que existen. Pero en el registro fósil ya aparecen antes de esa fecha, a partir de los 570 millones de edad, fósiles de organismos pluricelulares macroscópicos diversos, sin esqueleto, que solo se conocen por sus huellas. Primero se hallaron en Namibia y Australia, y más adelante también en Rusia, China, Canadá, Gran Bretaña y otras regiones. Esos fósiles están considerados uno de los mayores misterios de la paleontología y tienen la clave para entender el paso del primer mundo unicelular, bacteriano, al actual de flora y fauna. Dickinsonia, una de las imágenes. «No se conocía bien qué era toda esa biota ediacariana, si plantas, animales, o tal vez agrupaciones de organismos unicelulares. Lo único que se sabía es que fosilizan de manera excepcional y dejan su huella en la roca como si fueran serigrafías», pone en contexto Marc Furió, investigador del Institut Català de Paleontología (ICP) Miquel Crusafont y coordinador del máster en paleobiología de la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB). La verdadera identidad de los fósiles de 'Dickinsonia' ha sido el centro de un acalorado debate desde que se describió por primera vez en 1947. El animal de 558 millones de años es diferente a todos los que tenemos hoy en la Tierra: mide hasta 1,4 metros (4,6 pies) ) de largo, es plano, de forma ovalada y nervada.
Con los años, los científicos han presentado argumentos que la criatura es una forma de medusa, bacteria, gusano, hongo, coral, alga, y la lista continúa. Pero el reciente descubrimiento de colesterol en un fósil de Dickinsonia determinó que la criatura es definitivamente un animal.
"Las moléculas de grasa fósil que hemos encontrado demuestran que los animales eran grandes y abundantes hace 558 millones de años, millones de años antes de lo que se pensaba", dijo el paleobiogeoquímico Jochen Brock de la Universidad Nacional de Australia (ANU).
La mayoría de los fósiles de Dickinsonia se encontraron en Ediacara Hills en Australia, y han sido sometidos a un tremendo calor, presión y desgaste, sin dejar atrás ninguna materia orgánica.
 La mayoría de los fósiles de Dickinsonia se encontraron en Ediacara Hills en Australia, y han sido sometidos a un tremendo calor, presión y desgaste, sin dejar atrás ninguna materia orgánica. Sin embargo, algunos fósiles de Dickinsonia hallados en Rusia están mejor conservados y retienen la materia orgánica.dos y retienen la materia orgánica.
Precisamente, el misterio de décadas que rodeaba a Dickinson parece haberse resuelto, gracias a los fósiles encontrados en Rusia que están tan bien conservados que aún contienen moléculas de grasa.
Como señalábamos antes la verdadera identidad de los fósiles de 'Dickinsonia' ha sido el centro de un acalorado debate desde que se describió por primera vez en 1947. El animal de 558 millones de años es diferente a todos los que tenemos hoy en la Tierra: mide hasta 1,4 metros (4,6 pies) ) de largo, es plano, de forma ovalada y nervada.
Con los años, los científicos han presentado argumentos que la criatura es una forma de medusa, bacteria, gusano, hongo, coral, alga, y la lista continúa. Pero el reciente descubrimiento de colesterol en un fósil de Dickinsonia determinó que la criatura es definitivamente un animal.
"Las moléculas de grasa fósil que hemos encontrado demuestran que los animales eran grandes y abundantes hace 558 millones de años, millones de años antes de lo que se pensaba", dijo el paleobiogeoquímico Jochen Brock de la Universidad Nacional de Australia (ANU).
El descubrimiento del fósil de Dickinsonia en rocas antiguas en Rusia fue el gran avance que los científicos necesitaron para cerrar el caso de una vez por todas. Llegar a ellos, sin embargo, no fue tarea fácil.
 "Tomé un helicóptero para llegar a esta parte remota del mundo, hogar de osos y mosquitos, donde pude encontrar fósiles de Dickinsonia con materia orgánica aún intacta", dijo el biogeoquímico Ilya Bobrovskiy de la ANU.
"Estos fósiles se ubicaron en el medio de los acantilados del Mar Blanco que tienen entre 60 y 100 metros [200-330 pies] de altura. Tuve que colgarme del borde de un acantilado con cuerdas y excavar enormes bloques de piedra arenisca, arrojarlos, lavar la piedra arenisca y repetir este proceso hasta encontrar los fósiles que buscaba ".
El poder finalmente estudiar las moléculas de los organismos antiguos fue un "cambio de juego", dijo el profesor asociado Brocks: "Cuando Ilya me mostró los resultados, simplemente no podía creerlo", dijo. Pero también de inmediato vi la importancia ".
El equipo de investigación dirigido por ANU, la Academia Rusa de Ciencias, el Instituto Max Planck de Biogeoquímica y la Universidad de Bremen en Alemania ha publicado sus hallazgos en la revista Science.
Reproducido de
https://www.lavanguardia.com/ciencia/20180920/451929298474/fosiles-dickinsonia-animal-mas-antiguo.html    y
https://www.rt.com/news/439027-worlds-oldest-creature-animal/